Evangelio según San Juan 3, 13-17

Evangelio
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger


Tiene que ser elevado el Hijo del hombre.


En aquel tiempo, Jesús le dijo a Nicodemo:

"Nadie ha subido al cielo, si no es el que bajó del cielo: este Hombre.

Como Moisés en el desierto levantó la serpiente, así ha de ser levantado el Hijo del Hombre, para que quien crea en Él tenga vida eterna.

Tanto amó Dios al mundo, que entregó a su Hijo Único, para que quien crea en Él no perezca, sino tenga vida eterna.

Dios no envió a su Hijo al mundo para juzgar al mundo, sino para que el mundo se salve por medio de Él".

Reflexión: Tanto amó Dios al mundo, que entregó a su Hijo único, para que quien crea en Él no perezca, sino que tenga vida eterna. Por amor y desde el amor es posible entender la dimensión del sacrificio redentor.



Próximos Eventos

Más Noticias de esta sección

Publicidad