Bayern se corona campeón de la Supercopa de Europa

El portero Manuel Neuer, capitán del Bayern Múnich, levantó al cielo de Budapest el trofeo que acredita al equipo bávaro como ganador de la Supercopa de Europa, tras superar en la prórroga al Sevilla por 2-1.

Deportes - Internacional
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger


El Bayern de Múnich logró su segunda Supercopa de Europa, en cinco intentos, y se une así a un elenco de otros cuatro equipos que ya la han logrado en dos ocasiones.

Redacción deportes (EFE) - El Bayern de Múnich tuvo que emplearse al límite y llegar hasta la prórroga para adjudicarse la Supercopa de Europa (2-1), la segunda que consigue en su historia y que le confirma como el mejor del continente, ante un Sevilla bravo, sin complejos y que hizo que el conjunto alemán tuviera que sacar todos sus recursos para superarle.

Los sevillistas, que ganaron la primera de las seis Supercopas de Europa que jugaron -2006 al Barcelona (0-3)-, perdieron otra oportunidad en un partido que empezaron ganando con el tanto de Lucas Ocamos, de penalti, y que con el 1-1 tuvieron alguna que otra para resolverlo, aunque la constancia y recursos alemanes dio frutos con el tanto de Javi Martínez en la prórroga (minuto 104), poco después de salir al campo.

Un equipo como el bávaro, triunfador de la última edición de la Liga de Campeones, de la que tiene cinco trofeos más en su historia, vigente campeón de la Bundesliga y que en el inicio de torneo doméstico 2020-21 le ganó con un espectacular 8-0 al Schalke 04, no podía más que dar respeto a los sevillistas.

Además, el entrenador del Bayern, Hans-Dieter Flick, no especuló nada y sacó a sus figuras, solo en esta ocasión utilizó de entrada como lateral izquierdo al francés Lucas Hernández, ex del Atlético de Madrid, en lugar del joven canadiense Alphonso Davies, aunque tampoco puede contar ya con el centrocampista hispanobrasileño Thiago Alcántara, quien dejó el equipo de Múnich para irse al Liverpool inglés.

Antes ellos, Julen Lopetegui tampoco hizo probaturas y alineó a los que tan buenos frutos le dieron en la fase final de LaLiga y que llevaron a meter en las vitrinas del club andaluz la sexta copa de la Liga Europa, pese a que dos de esos futbolistas, el lateral izquierdo Sergio Reguilón y el cerebro argentino Éver Banega ya no están en la plantilla.

El croata Iván Rakitic, en su segunda etapa como sevillista tras su paso de seis temporadas por el Barcelona, fue el encargado de suplir a Banega y en él depositó la confianza del técnico guipuzcoano, pero de entrada se vio que el Bayern no quería esperar a estudiar la disposición táctica de su rival y se fue con fuerza hacia arriba.

Ante este planteamiento de protagonismo alemán, los de Lopetegui no quisieron arrugarse y Fernando Reges y Joan Jordan redoblaron los esfuerzos para que al adversario le costara presionar y así el Sevilla también empezó a ver de cerca al meta Manuel Nauer.