Tercer viernes de Cuaresma

Actualidad
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger


Las formas de ayudar a las almas del Purgatorio a llegar al Cielo en esta Cuaresma.

La Cuaresma es una temporada de reflexión y conversión que aborda una serie de tradiciones antes de celebrar la última cena de Jesucristo, haciendo énfasis en el ayuno y la abstinencia obligatoria, con el objetivo de que los feligreses recuerden estos eventos bíblicos y trabajen en su propia fe.

La iglesia católica define la Cuaresma como un tiempo litúrgico para recibir la fiesta de Pascua, donde se celebra la resurrección de Jesucristo al tercer día de haber sido crucificado.

Estos son algunos consejos y prácticas sugeridas que podrían ser útiles para aquellos que desean orar por las almas del Purgatorio:

Le puede interesar:  Vía Crucis

Ofrecer Misas por los difuntos: Se sugiere ofrecer Misas por aquellos que han fallecido, especialmente por aquellos que más extrañamos, por quienes sentimos que podríamos haber hecho más, por quienes nos ofendieron, por nuestros enemigos y por quienes necesitan sanación en nuestra familia. Se menciona que la Misa puede sanar tanto a los vivos como a los muertos.

Participar en los “sábados de todas las almas”: En la Iglesia Católica de rito oriental, se celebra la fiesta de los Fieles Difuntos de manera diferente, durante los “sábados de todas las almas” en Cuaresma. Durante este tiempo, se reza por todos los fallecidos, cuyos nombres son colocados en una lista especial.

Rezar el Vía Crucis por las almas del Purgatorio: Se menciona que la Virgen María es considerada la madre amorosa de las almas del Purgatorio, ya que el sufrimiento de Jesús en la Cruz fue un verdadero purgatorio para ella. Se cuenta una leyenda en la que Jesús decide que la última gota de su sangre vaya a las almas del Purgatorio para aliviar su sufrimiento.

Le puede interesar:  Segundo viernes de Cuaresma

Practicar los cinco primeros sábados en reparación por el Inmaculado Corazón de María: Se sugiere seguir esta práctica en reparación por los pecados y para consolar el Corazón Inmaculado de María, según lo pedido en las apariciones de Fátima en 1917.

Recibir la intercesión de San José: Se menciona la Unión Pía de San José como una forma de unirse a aquellos que sufren y a los moribundos. También se sugiere recurrir al Santo Custodio para pedir diferentes gracias y necesidades, como la conversión de la familia, la cercanía de los hijos a la Iglesia, la paz mental, el trabajo o la venta de una casa.


Canciones de Semana Santa

HOY PERDONAME

Perdón Señor

Perdona a tu pueblo Señor








Más Noticias de esta sección

Publicidad