Revolcón a la canasta familiar

Columnas de Opinión
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger

Escrito por:

Wilfrido De la Hoz

Wilfrido De la Hoz

Columna: Opinión

e-mail: wilfridodelahoz@gmail.com



En los últimos días el actual director del Departamento Nacional de Estadística (DANE), Juan Daniel Oviedo, quien por su alto conocimiento en materia estadística ha desarrollado modificaciones en la estructura de algunas modelos estadísticos desarrollados por el Dane en nuestro país.

El doctor Oviedo es un colombiano bien formado en Economía, con Ph.D. en Economía, se desempeñaba como Director de la Escuela Doctoral de Economía de la Universidad del Rosario.

Es de conocimiento público y además de manejo periodístico los resultados de algunas estadísticas periódicas que publica el Dane, las cuales son objeto de discusiones y debates populares, pero es menos común el análisis del espectro demográfico dentro del cual se estudia y se estructuran las estadísticas.

El proceso estadístico en los países democráticos de adecuadas costumbres de buen gobierno, encierra un conjunto sistemático de actividades que comprenden la detección de necesidades básicas de la población, el diseño, la recolección, el procesamiento, el análisis y la difusión de los datos representativos de dichas necesidades.

En todas las partes de este procedimiento el Dane ha venido ejecutando juiciosamente estas tareas durante los últimos 65 años, pero ahora el Organismo validó las actuales necesidades de información del país, en virtud de las nuevas características sociales, económicas y tecnológicas que gozamos los colombianos.

El nuevo marco metodológico y operativo del IPC en nuestro país está basado en lineamientos del Fondo Monetario Internacional (FMI), la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) , el Banco Mundial (BM) y Naciones Unidas (UN), con asistencia específica de las dos primeras instituciones.

El Dane tuvo en cuenta que en la actualidad se han modificaron las tendencias de consumo en el país y la nueva lista tiene 400 productos y servicios que, en teoría, usan la gran mayoría de colombianos.

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Presupuesto de los Hogares que realizó la administración estadística entre 2016 y 2017, de la canasta vieja algunos productos salieron y otros entraron de tal manera que la nueva canasta paso de medir 441 a 443 productos.

Según lo nuevo en el Dane salen de la canasta: Algodón. Arroz para sopa. Aspiradora. Baloto. Cardiología. Fósforos. Ginecología. Impresión de fotografías Kumis. Laurel. Lustrado de zapato. Revistas; sin embargo entran a la nueva canasta: Carne molida. Cascos protectores para motociclistas. Collares y jaulas para mascotas. Videojuegos por Internet. Cuellos para biciusuarios. Curitas. Encendedor.  Llantas para bicicletas. Mandarinas. Maní. Peajes. Salsa de soya. Tequila

Entre los cambios más importantes de esta nueva metodología se encuentra el paso de 9 a 12 divisiones de gasto; pues a partir de ahora se empezarán a analizar por separado los gastos en bienes y servicios. Además, se amplió la cobertura geográfica para el seguimiento de los precios y se ajustaron las participaciones de los gastos según los nuevos patrones de consumo de los colombianos. Igualmente, el estudio pasó de 24 a 38 ciudades, que incluyen 32 capitales de departamento.

También, se empezará a tomar en cuenta a partir de ahora el gasto de los hogares unipersonales que según la Encuesta Nacional de Presupuesto de los Hogares representan alrededor de 14% de los hogares del país.



Más Noticias de esta sección

Publicidad