Colombianos salieron a las calles para marchar por el derecho a la vida

Lo colombianos salieron a las calles para hacer parte de la movilización convocada por sindicatos y movimientos sociales para exigir el derecho a la vida.

Nacional
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger


El Presidente Iván Duque rechazó los pocos hechos violentos registrados durante la jornada de protesta y pidió a justicia actuar con contundencia contra los responsables que fueron capturados.

Bogotá (EFE) - Con caravana de vehículos se llevó a cabo la movilización convocada por sindicatos y centrales obreras para protestar por la vida y la crisis causada por la pandemia de coronavirus, la educación y para rechazar las acciones violentas, entre otras.

La jornada se desarrolló si alteración del orden público se llevó a cabo una semana después de las violentas manifestaciones en contra de los abusos de algunos integrantes de Policía que dejaron al menos 13 muertos en Bogotá y la vecina localidad de Soacha.

A la movilización se unieron desde sus vehículos, adornados con globos y banderas de Colombia, manifestaciones en ciudades como Bogotá, Medellín, Bucaramanga, Barranquilla y Santa Marta, entre otras.

Las autoridades de Bogotá estuvieron atentas luego que pidieran a los organizadores tranquilidad para que no se registrara alteración del orden público y la jornada culminara de manera pacífica.

Policías sin armas

Y tal como se había anunciado por parte del director de la Policía Nacional, el general Óscar Atehortúa, los uniformados de esa institución no portaron armas de fuego durante las manifestaciones en Bogotá y otras ciudades del país, solo tuvieron una dotación para preservar la seguridad de los asistentes a las marchas.

En este sentido el general le pidió a su momento a los organismos de control hacer un acompañamiento a la Policía, para que ellos fueran verificaran el cumplimiento de esos protocolos.

Jornadas sin violencia

A comienzo de la jornada, la alcaldía de Bogotá reiteró que la ciudad "no quería volver a vivir los dolorosos hechos del 9 y 10 de septiembre", por lo que pidió movilizaciones "sin violencia, sin abusos, sin vandalismo" y autorizó que gestores de convivencia, el Grupo de Diálogo de la Secretaría de Gobierno, la Personería y la Defensoría del Pueblo acompañaran la jornada.

El Comité Nacional del Paro, un movimiento nacional que desde noviembre del año pasado convoca manifestaciones de sindicatos y otros grupos de la sociedad, insistió en que la movilización solo fue convocada como una caravana nacional, debe ser pacífica.

Algunas escaramuzas

Pese que la jornada se desarrollaba con tranquilidad e Bogotá se registraron algunos brotes de vandalismos que fueron contralados por las autoridades.

En una de estas el Esmad detiene a dos personas en la estación Museo de Oro de Transmilenio, así mismo se tuvo que lanzar aturdidoras para disolver las manifestaciones en esta zona del centro de Bogotá.

Un intento de saqueo se presentó en un banco sobre la carrera Séptima. Algunas personas se metieron a una institución bancaria para robar elementos como computadores.

Entre tanto, en la Plaza de Bolívar de Bogotá, algunos violentos buscaron altera el orden público atacando a un grupo de uniformados.

Presidente rechazó el vandalismo

Ante los pocos hechos vandálicos registrados durante la jornada de protestas de este lunes, el Presidente de la República, Iván Duque, dijo que siempre ha sido un respetuoso de las protestas pacífica pero señalo que, “el rechazo es claro y contundente a cualquier forman de vandalismo, a cualquier forma de agresión y en esto las autoridades tienen que proceder con total contundencia y esperamos que se hagan las judicializaciones correspondientes”

El mandatario nacional señaló además que, “los vandalismos y las agresiones no las podemos tolerar bajo ninguna forma de expresión, porque hacerlo sería premiar la ilegalidad y avalarla como una forma de expresión”.




Más Noticias de esta sección

Publicidad