Alarma por la crisis humanitaria en conflicto de RD del Congo

Activistas marchan para denunciar el silencio de la comunidad internacional sobre los enfrentamientos en la provincia de North Kivu, junto a la frontera con Ruanda.

Internacional
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger


Los insurgentes han tomado el control de esa estratégica capital provincial, de más de un millón de habitantes y base de numerosas ONG internacionales e instituciones de la ONU.

Kinsasa (EFE).- La Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur) expresó “alarma” por la escalada de la crisis humanitaria de la población civil en el este de la República Democrática del Congo (RDC), sacudido por los combates del rebelde Movimiento 23 de Marzo (M23) y el Ejército congoleño.

En un comunicado, la agencia de declaró “gravemente preocupada” por el empeoramiento de las condiciones humanitarias que enfrentan los civiles en el este de la RDC por la intensificación del conflicto.

Le puede interesar:  España, tercer país de la UE que más solicitantes de asilo recibió en noviembre

Desde el resurgimiento de los combates este 7 de febrero en torno a la ciudad de Sake, en la provincia nororiental de Kivu del Norte, unas 144.000 personas se han visto obligadas a huir de las afueras de Goma, capital provincial a cerca de treinta kilómetros de esa urbe.

“Han huido de los bombardeos indiscriminados que han impactado sitios de desplazamiento y otras zonas civiles durante las últimas semanas, y que han causado la muerte de más de veinte civiles y herido a más de sesenta”, subrayó la portavoz de Acnur, Eujin Byun.

Mientras continúa el conflicto en torno a Sake, grupos armados han lanzado esta semana “una horrenda serie de ataques selectivos” contra civiles en los territorios de Beni, en Kivu del Norte, y de Irumu, en la vecina provincia de Ituri, según la agencia de la ONU.

Acnur, que ha recibido informes de “asesinatos, secuestros e incendios de viviendas”, condenó “estas atrocidades contra civiles y poblaciones desplazadas” y pidió urgentemente un cese de las hostilidades.

Le puede interesar:  Denuncia “persecución política” contra fundador de Wikileaks

La situación de los nuevos desplazados en el este del país se ve agravada por la apremiante situación humanitaria preexistente, pues más de siete millones de personas siguen desplazadas en toda la RDC, incluido medio millón de refugiados.

Para abordar estas necesidades humanitarias en la República Democrática del Congo, el 20 de febrero se presentó el Plan de Respuesta Humanitaria 2024, que solicita 2.600 millones de dólares para ayudar a unos 8,7 millones de personas en todo el país.