Santa Marta, el mejor lugar para el avistamiento de aves  

El territorio nacional se encuentran 1921 especies de aves, de las cuales 79 son exclusivas de nuestro país.

Distrito
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger


En el marco de la conmemoración anual del "Global Big Day", se dio a conocer que el Distrito es uno de los destinos más agendados para realizar esta actividad.

Desde hace muchos años empezó a cobrar cada vez más relevancia, uno de los tesoros insospechados del país: Sus aves.

Colombia es el país con mayor diversidad de aves en el mundo. Según el Sistema de Información sobre Biodiversidad en Colombia, en el territorio nacional se encuentran 1921 especies de aves, de las cuales 79 son exclusivas de nuestro país.

Santa Marta es el hogar para muchas de ellas, debido a las condiciones ambientales y la gran cantidad de especies de árboles frutales, por lo cual, miles de amantes de las aves han llegado a descubrir la magia de sus lugares. 

Atraídos por su aspecto exótico y las particularidades de cada especie, el avistamiento de aves se ha constituido como una de las actividades por excelencia para realizar en Santa Marta, que incluso, ya cuenta en la zona rural con su propia reserva para este fin. 

La Reserva Proaves El Dorado se encuentra ubicada sobre la Cuchilla de San Lorenzo en el corregimiento de Minca, en las faldas de la Sierra Nevada de Santa Marta. Este lugar hace parte del Distrito Chundúa de la Provincia Biogeográfica de la Sierra, y ha sido considerado como un resguardo clave para asegurar la supervivencia de especies en vía de extinción y más de 40 tipos de aves migratorias. 

Esta reserva cuenta con un número asombroso de especies endémicas de fauna y flora que lastimosamente se encuentran en peligro de extinción. 

Periquito, atrapamoscas y ala de sable de Santa Marta, son tres de las especies que han logrado ir recuperando sus niveles de reproducción gracias a este tipo de espacios naturales.

La cantidad de aves en la Perla, no están exclusivamente en los sectores rurales y boscosos, en pleno corazón de la ciudad, también es posible desarrollar actividades de avistamiento de aves, cuyo hábitat son esencialmente los ecosistemas de bosque seco tropical.

Por tanto, en la Quinta de San Pedro Alejandrino periódicamente se realizan jornadas de avistamiento de aves que inician desde las 5:30 de la mañana y son orientados por aficionados y expertos.

 Además de lo mucho que se aprende en los recorridos, la posibilidad de hacer senderismo y la experiencia que significa vivir los amaneceres en la ciudad, lo mejor de este tipo de actividades es que son gratuitas.

 




Próximos Eventos

Más Noticias de esta sección

Publicidad