Presidente inaugura colegio en Cesar que fue ‘rescatado’ por la Contraloría

Institución Educativa Santa Teresa, situada en el corregimiento de Puerto Patiño, municipio de Aguachica (Cesar)

Cesar
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger


El rescate es resultado de la estrategia “Compromiso Colombia”, que impulsa el Contralor Felipe Córdoba para salvar los proyectos de infraestructura que no se concluyen o quedan a medias.

El Contralor General de la República, Felipe Córdoba, empezó el 2021 reiniciando su labor de rescate de elefantes blancos, obras inconclusas y proyectos críticos, uno de los proyectos bandera de su administración, para lo cual acompañó hoy al Presidente Iván Duque en la inauguración de un colegio en el departamento del Cesar, la Institución Educativa Santa Teresa, situada en el corregimiento de Puerto Patiño, en zona rural del municipio de Aguachica, que se hizo realidad por la gestión de la CGR. 

Hace escasos dos meses, el jefe del organismo de control visitó esta Institución Educativa, encontrando que aún no estaba en servicio, aunque se terminó en 2017. No funcionó inicialmente por múltiples problemas que tuvo en su ejecución y, seguía sin iniciar labores, en el momento en que estuvo el Contralor, por un tema de puro trámite: la carencia de un certificado (el Certificado Eléctrico RETIE). 

La obra, que beneficia a 198 niños, niñas y jóvenes de los niveles de preescolar, básica y secundaria, estuvo a punto de convertirse en un elefante blanco, pero logró ser rescatada gracias a la estrategia de control fiscal participativo “Compromiso Colombia”, impulsada por el Contralor para identificar obras inconclusas y sacarlas a flote, de la mano de la comunidad, las entidades comprometidas y los contratistas involucrados. 

Leer también: Colombia busca ampliar programa contra la deforestación con apoyo de Noruega

Los esfuerzos aplicados permitieron superar los problemas que retrasaron dramáticamente la construcción de este proyecto educativo, que cuenta con nueve aulas, una cancha deportiva, un centro de recursos, restaurante, cocina y áreas de servicios sanitarios, destacó el Contralor Felipe Córdoba. 

La estrategia “Compromiso Colombia” convocó a la comunidad, a la administración local y a los contratistas e hizo posible el cumplimiento de un viejo sueño acariciado por la comunidad de Puerto Patiño: que sus hijos pudieran tener una educación digna. 

Costosas prórrogas y suspensiones y falta de conexión eléctrica 

El área de este colegio es de 892 metros cuadrados, en los que después de la colocación de la primera piedra comenzaron a surgir problemas derivados de la ejecución del contrato suscrito por el Fondo de Adaptación. 

Su plazo de ejecución inicial era de diez meses, lo que significa que debió estar lista en agosto de 2017. Sin embargo, se presentaron costosas prórrogas y suspensiones de 118 días, además de otras eventualidades. 

Un problema adicional que se presentó durante la ejecución del proyecto de la Institución Educativa de Santa Teresa, fue la instalación de la acometida eléctrica. La empresa Centrales Eléctricas de Norte de Santander (CENS) informó que no se habían efectuado las conexiones finales, así como tampoco la revisión de las instalaciones eléctricas internas, conforme al RETIE, razón por la cual no había ni certificado ni conexión eléctrica. 

Cuando la Contraloría se hizo presente, la obra estaba semi abandonada y la comunidad aguardaba que fueran resueltos asuntos de energización para que el Rector del Colegio y la administración municipal de Aguachica pudiesen recibirla. 

La Contraloría General instaló mesas de trabajo y con la colaboración de la compañía electrificadora (Centrales Eléctricas de Norte de Santander CENS), se logró instalar la energía eléctrica y dejar la institución lista para su funcionamiento. 

Le puede interesar: En dos años, MinEducación triplicó la entrega de obras de infraestructura




Más Noticias de esta sección

Publicidad