Nuevo intento diplomático para salvar el acuerdo del programa nuclear iraní

Internacional
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger


(EFE).- Cinco grandes potencias mundiales e Irán se reunirán este miércoles, 26 de febrero, en Viena para tratar de evitar el colapso del acuerdo cerrado en 2015 para que Teherán no pudiera desarrollar a corto plazo armas nucleares y cuya continuidad peligra por la salida de Estados Unidos del pacto y los incumplimientos iraníes.


En la cumbre de Viena participarán altos cargos de Alemania, China, Francia, el Reino Unido, Rusia, por un lado, y de Irán por el otro, en un encuentro que estará presidido por la vicesecretaria del Servicio Exterior de la Unión Europea, Helga-Maria Schmid, según anunció hoy la delegación de la UE en Viena.

El pasado 14 de enero Alemania, Francia y el Reino Unido activaron el mecanismo de resolución de litigios contemplado en el Plan Integral de Acción Conjunta (JCPOA, por sus siglas en inglés), el nombre oficial del acuerdo de 2015, al entender que Irán no estaba cumpliendo su parte del mismo.

El acuerdo nuclear, firmado en Viena en 2015 tras meses de duras negociaciones, impuso a Irán limitaciones a la magnitud y alcance de su programa nuclear, asegurándole que podría seguir usando la energía atómica con fines pacíficos y que se levantarían las sanciones que ahogaban su economía.

El presidente estadounidense, Donald Trump, retiró a su país en 2018 del acuerdo, negociado por su antecesor, Barack Obama, y reactivó la presión y las sanciones contra Irán, para obligarle a firmar un "acuerdo mejor".

En respuesta, Irán comenzó el pasado julio a incumplir sus compromisos, superando progresivamente la cantidad y la pureza del uranio enriquecido que permite el acuerdo, y empleando maquinaria y tecnología vetada en el mismo.

La activación de ese mecanismo por parte de los países europeos puso en marcha una cuenta atrás de 35 días, un plazo ampliable, para resolver la denuncia europea de que Irán no está cumpliendo su parte del acuerdo.

El encuentro de esta semana se produce en el formato de la Comisión Conjunta que verifica la aplicación del acuerdo.

Incluso si la Comisión no logra pactar una solución, puede convocarse una cumbre de ministros de Exteriores de los seis países que aún están en el acuerdo, para un nuevo intento de salvar el pacto.

Si el problema sigue sin resolverse, la parte denunciante puede notificarlo al Consejo de Seguridad de la ONU, que tendría entonces que decidir si reimpone todas las sanciones internacionales contra Irán que quedaron suspendidas con el acuerdo de 2015. EFE


Más Noticias de esta sección

Publicidad