El único anfibio de Providencia sobrevivió al paso del huracán Iota

Los Institutos Humboldt y Sinchi han registrado varias especies de reptiles y anfibios endémicas durante los primeros días de la expedición Cangrejo Negro. 

Medio Ambiente
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger


En recorridos diurnos y nocturnos por la isla, expertos del Institutos Humboldt y Sinchi han identificado tres especies endémicas de lagartos, evidencias que demuestran su alta capacidad de resiliencia ante los estragos del huracán Iota.

En Providencia arrancó la expedición Cangrejo Negro liderada por los institutos Humboldt y Sinchi que tiene como objetivo hacerle seguimiento a las especies de fauna y flora de la isla para luego implementar acciones de rehabilitación debido a las afectaciones al ecosistema que generó el paso del huracán Iota.

Un equipo de 21 expertos de diversas entidades del Sistema Nacional Ambiental (Institutos Humboldt, Sinchi, Invemar, Ideam), Corporación Coralina y Parques Nacionales de Colombia adelantarán en Providencia la Expedición Cangrejo Negro por la rehabilitación de la isla.

Expertos de los Institutos Humboldt y Sinchi también monitorean la biodiversidad de Providencia durante la noche.

El estado de la población de más de 16 especies de reptiles y anfibios habitan en las islas de Providencia y Santa Catalina representa una de las mayores preocupaciones para los expertos, ya que la mayoría de los ecosistemas de Providencia, como el bosque seco y el manglar, se vieron altamente afectados por los vientos huracanados superiores a los 200 kilómetros de velocidad.

Primer recorrido de campo

Los primeros reconocimientos en campo de los investigadores de los Institutos Humboldt y Sinchi, en especial en las zonas aledañas al embalse Fresh Water Bay, indican que los reptiles y anfibios cuentan con una alta capacidad de resiliencia.

Lagarto de Providencia (Anolis pinchoti).

Uno de los primeros hallazgos fue del lagarto de Providencia (Anolis pinchoti), un reptil endémico de la isla. Según Andrés Acosta Galvis, curador de la colección de anfibios y reptiles del Instituto Humboldt, esta especie cuenta con una historia interesante.

“Antes se pensaba que esta especie era la misma que el Anolis concolor o lagarto de San Andrés. Pero la ciencia, a través de estudios moleculares, demostró que era una especie distinta y las separaron. El Anolis pinchoti no habita en ningún otro sitio del planeta”, dijo Acosta.

El lagarto de Providencia era una de las especies que más les causaba zozobra a los expertos del Instituto Humboldt. “Estos lagartos no están casi en tierra y dependen mucho de los arbustos, vegetación que se vio demasiado afectada por el paso del huracán Iota. Sin embargo, dos meses después del desastre, logramos registrar varios individuos”.
Leer también: Rescatan más de 500 tortugas Morrocoy en el Valle del Cauca

Leptodactylus insularum es una rana que en Colombia solo habita en Providencia.

También han identificado el gecko Aristelliger georgeensis y el lagarto negro (Ameiva fuliginosa), especies endémicas de la isla.

Leptodactylus insularum, una rana que en Colombia solo habita en Providencia, fue registrada en grandes cantidades en varias zonas de la microcuenca Fresh Water. Acosta alcanzó a contar hasta 100 ranas en el primer día de reconocimiento de campo.

La expedición también inspeccionará las especies invasoras que han sido introducidas por el hombre a la isla en las ultimas décadas.

Le puede interesar: Colombia estrena su primera guía para el turismo de naturaleza




Más Noticias de esta sección

Publicidad