Quino y un aniversario más de 'Mafalda'

Columnas de Opinión
Tamaño Letra
  • Font Size

Escrito por:

José Vanegas Mejía

José Vanegas Mejía

Columna: Acotaciones de los Viernes

e-mail: jose.vanegasmejia@yahoo.es

El 15 de marzo de 1962, un día como hoy, fue creada la historieta gráfica 'Mafalda'. Su autor, conocido mundialmente como Quino, responde al nombre de Joaquín Salvador Lavado Tejón, nacido en Mendoza, Argentina, el 17 de julio de 1932. Aunque se inició como dibujante en 1954, el éxito comenzó a sonreírle en 1962, cuando publicó su primer libro de recopilación de chistes gráficos titulado 'Mundo Quino' y creó la historieta 'Mafalda'.

No se puede hablar de 'Mafalda' sin destacar la recia y admirable personalidad de su autor. Por eso hay que decir que de la mano de Quino 'Mafalda' inició un sorprendente recorrido: en 1964 apareció en el semanario Primera Plana.

El año siguiente el diario El Mundo empezó a publicar esta historieta. Cuando en 1966 'Mafalda' apareció como libro, la edición se agotó en dos días. En 1968 se publicó por primera vez en Italia. Un año más tarde el escritor y semiólogo Umberto Eco hizo la presentación del libro 'Mafalda la contestataria'. En 1971 la historieta se dio a conocer en todo el mundo y comenzó a circular como serie animada.

La importancia de 'Mafalda' puede medirse no solo por su traducción a más de treinta idiomas sino por lo que significa para la gente pensante. Para que tengamos una idea de la injerencia de este personaje en la vida real, citemos apartes de la propuesta que pretendía nombrar a esta niña "Ciudadana ilustre de la ciudad de Buenos Aires".

Decía la propuesta, en su justificación: "Mafalda simboliza lo mejor del espíritu de muchos jóvenes argentinos que no se resignan a acatar el orden establecido y pretenden modificarlo y enriquecerlo con sus propias ideas. Mafalda hizo reflexionar muchas veces a sus lectores sobre la validez de los hábitos, creencias, prejuicios y lugares comunes, ayudando de este modo a construir una sociedad mejor".

El proyecto continuaba diciendo: "Mafalda sigue siendo, en la memoria colectiva de los argentinos, la chica preguntona, irreverente e inesperada que planteó en su momento tantos interrogantes molestos a la sociedad argentina".

La propuesta, al final, no prosperó. Se argumentó que los títulos honoríficos son solo para las personas, sin tener en cuenta que 'Mafalda' es más humana que muchos seres humanos. En una entrevista, Julio Cortázar contestó: "Lo importante no es lo que yo piense de 'Mafalda' sino lo que ella piense de mí". Y García Márquez, por su parte, considera que "después de leer a 'Mafalda' me di cuenta de que lo que te aproxima más a la felicidad es la quinoterapia".

Quino, en determinado momento dejó de dibujar la historieta, que para esa época aparecía en la revista 'Siete días'. El 25 de junio de 1973 cesó su publicación. El autor afirmó, como justificación, que se le habían agotado las ideas. Lo cierto es que el peso que llegó a tener 'Mafalda' sobre su vida era enorme. A partir de ese año se radicó en Milán.

El nombre 'Mafalda' es un acrónimo tomado de la palabra Mansfield, marca de una fábrica argentina de electrodomésticos para la cual la niña traviesa, en forma disimulada, debía servir de referencia. La acompañarían sus padres y unos niños que integraban la pandilla. Al final no se realizó el contrato y Quino resolvió darle otro rumbo a su personaje.

Se dice que Quino hace parte, en Argentina, de "una generación durante la cual el humor fue perseguido y encarcelado"; y de "cuando sonreír era una amenaza y reír abiertamente, un peligro". Así como no han crecido físicamente 'Carlitos' ni 'El pequeño Larousse', 'Mafalda' sigue siendo una niña de seis años que reflexiona con más fundamento que muchos adultos.

Tal vez por eso, al aceptarla en la España de Franco, sus apariciones iban precedidas de la advertencia "Texto para adultos". Y es que 'Mafalda', aparte de su aversión a la sopa, es una contestataria que no traga entero y con su lenguaje velado critica los vicios y excesos de la sociedad.

Publicidad