Indígenas Arhuacos y Siona intercambian experiencias

Medio Ambiente
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger
El Experimental Amazónico Suruma en Mocoa, Putumayo y reunió, por primera vez, a integrantes de lascomunidades indígenas Arhuacos, de la Sierra Nevada de Santa Marta y a los Siona de la
Amazonía colombiana.

Sandy Arroyo, apoyó a la supervisión de los convenios Fondo Colombia en Paz,Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible: “nos están mostrando en ese
intercambio de saberes cómo se puede restaurar de forma activa, recuperar lacobertura vegetal, desde la aproximación de su conocimiento ancestral. Me parecefabuloso como desde un principio estuvieron en la estructuración del proyecto”.

El intercambio de experiencias y lecciones aprendidas sobre la Restauración Ecológica
Participativa con enfoque cultural, fue el evento central de varias jornadas en las quepudieron conocer el trabajo que cada uno hace en su territorio y en el que las mujerestienen un rol fundamental.

Le podría interesar: 

“Tenemos un vivero grande y es muy bonito porque hemos aprendido muchas cosas, megusta este proyecto porque a las mujeres nos han tenido en cuenta y antes no era así”,
expresa Rociris Piaguaje, viverista del resguardo Buenavista pueblo Siona.

De acuerdo con José Raúl Torres, Arhuaco coordinador del proyecto MUSESI, elencuentro fue muy valioso: “es el momento de aliarnos sin importar en qué parte
estemos los grupos indígenas porque la finalidad va a ser siempre la misma, el cuidado
y la protección del medio ambiente”.

La tarea de restauración que se viene haciendo tanto en la Sierra Nevada como en laAmazonía colombiana es muy importante por la manera cómo adaptó la estrategia a losprincipios culturales que cada una de las comunidades, con los parámetros técnicos
acoplados al enfoque, misión y metodologías para implementar la restauración a gran escala.

Luis Alexander Mejía Bustos, director general de Corpoamazonia, destacó: “es un eventomuy bonito que dice mucho de las formas diferentes de restauración que los pueblosindígenas de Colombia, no solamente de la Sierra sino también de la Amazonía pueden
ofrecernos para entender la restauración un poco más allá de la convencionalidad”.

*Restauración ecológica en estas comunidades en cifras*

Arhuacos en la Sierra Nevada de Santa Marta:

● En restauración se superó la meta inicial de sembrar 700 mil árboles para llegarhoy a los 745 mil plantados y 1.000 hectáreas restauradas.

● El trabajo incluyó la participación activa de 429 familias que hacen parte de 14comunidades indígenas dispersas en tres cuencas hidrográficas de los ríosPalomino, Don Diego y Fundación y Aracataca.

● El objetivo fue restaurar mil hectáreas degradadas en las zonas de importanciapara el resguardo. Se crearon en total 429 viveros, dos de ellos comunitarios
asociados a escuelas.

● La formación de 21 técnicos en restauración, todos jóvenes indígenas Arahuacosbachilleres.
Siona, en la Amazonía colombiana.

● 30.000 plantas sembradas.

● Dos viveros permanentes (producen 9.000 plántulas) y dos temporales (25.000
plántulas)

● 120 familias impactadas

De la mano con las comunidades del resguardo Buenavista, cabildo Piñuña Blanco y
Santa Helena del municipio de Puerto Asís, (pueblo Siona) General Motor Colmotores y
Conservación Internacional Colombia, dentro de la alianza Naturamazonas, adelantaneste proyecto de restauración ecológica.
Andrés Páez, director de servicios ecosistémicos de Conservación InternacionalColombia, aseguró: “es muy valioso poder hacer esa recolección de las leccionesaprendidas y sobre todo de la visión que los pueblos tienen basados en sus principios
culturales y cómo enfrentar grandes retos de restauración de cara a los enormesdesafíos que tenemos para la conservación del patrimonio natural de cada uno de susterritorios”.

Entre los retos mencionados por los asistentes están la defensa y respeto por los
territorios, conocer el tiempo cultural, las alianzas y el apoyo de distintas organizaciones
y generar un espacio de capacitación y espiritual para que niños y jóvenes a futurocontinúen con esta labor. Ambas comunidades hacen parte de ejercicios derestauración, Arhucacos del proyecto Musesi y los Sionas del proyecto Si´aira, basadosen restauración ecológica participativa con enfoque cultural.