¡No van a doblegarnos!

Columnas de Opinión
Tamaño Letra
  • Font Size

Escrito por:

María del Rosario Guerra

María del Rosario Guerra

Columna: Opinión

e-mail: [email protected]

Incapaces de derrotar en las urnas al Centro Democrático y a su líder, el presidente Álvaro Uribe Vélez, los conspiradores regresan a escena para atacar nuevamente a quien rescató a Colombia de la anarquía y le demostró al terrorismo el poder del mandato ciudadano, de las instituciones y de la autoridad.  

Fracasarán nuevamente los manipuladores y compradores de conciencias. Fracasarán quienes anhelan más impunidad para los criminales y más “mermelada” para alimentar la corrupción. Fracasarán los que sueñan con modelos como el de Maduro en Venezuela u Ortega en Nicaragua. Fracasará la mentira… fracasará su complot.   

Todo el respaldo de la bancada del Centro Democrático y de millones de colombianos al senador y expresidente de la República Álvaro Uribe Vélez, quien hoy nuevamente enfrenta con gallardía y respeto a la institucionalidad los ataques de quienes completan décadas tratando de manchar su nombre y el de su familia.

Que lo tengan muy claro: No van a doblegarlo. ¡No van a doblegarnos! Álvaro Uribe Vélez entregó y seguirá entregando todo en defensa de nuestra Patria. Su compromiso, trabajo incansable y honorabilidad no pueden ponerse en duda con intereses mezquinos y presiones judiciales, políticas y periodísticas. 

No me extrañaría que detrás de todo esto esté la persona que dentro de dos semanas dejará de ser presidente de la República. Ya existen antecedentes de su indebida intervención para afectar a quienes han criticado su mal gobierno y se han opuesto a la impunidad y concesiones a criminales.

El presidente Álvaro Uribe Vélez cuenta y seguirá contando siempre con el apoyo, la confianza y el agradecimiento de quienes lo hemos acompañado en su histórica tarea.

De su mano y de la del electo presidente Iván Duque, Colombia decidió democráticamente cambiar el rumbo, no volver a premiar a los responsables de crímenes atroces y hacer realidad el sueño de un futuro para todos. Vamos a construirlo por encima de las conspiraciones.

nes de solución para el mediano plazo como tampoco esperar traerla del Magdalena en la posteridad.

No creo, Señor Alcalde, que haya que esperar a que San Juan agache el dedo para reposar en los laureles. La ciudad demanda además de la gestión con la que usted sueña, acciones de corto plazo para evitar que las comunidades se maten  por unos pocos baldes de agua contaminada que se les ofrece. Es el momento más apropiado para educarlas con miras a mejorar la convivencia ciudadana y reducir los consumos exagerados, ahorrar hasta la última gota y ser equitativos, compartiendo la escasez de los barrios marginados con los barrios de estratos altos, sectorizando la prestación del servicio para que entre todos asumamos la crisis y nos preparemos para lo que se viene.

defensorías regionales no existe, siquiera, un presupuesto autónomo mínimo. Hagamos el pacto.

Publicidad