Las agarradas de Messi

Messi y Edinson Cavani discuten durante el último Argentina-Uruguay, partido amistoso disputado el pasado 18 de noviembre en Tel Aviv. EFE/EPA/ABIR SULTAN

Deportes - Internacional
Tamaño Letra
  • Font Size
Leo Messi pasa por ser un tipo apacible dentro de los terrenos de juegos, para muchos el mejor de la historia del fútbol, pero de vez en cuando protagoniza alguna que otra pelea o disputa con sus rivales. El último episodio fue con el uruguayo Edinson Cavani.

Juan A. Medina.
EFE/reportajes
Messi pasará a la historia como uno de los mejores futbolistas del mundo, sino el mejor, engrandecido por fabulosos partidos, un palmarés irrepetible –salvo con la selección argentina- e imprevisibles y sorprendentes goles, logrados de todas las maneras.
Pero, como todo humano, Messi cuenta con un pequeño capítulo de disputas y peleas que han dado la peor versión de “La Pulga”, escenas en las que ha perdido los nervios y su habitual estado de serenidad.



En su carrera futbolista, Messi sólo ha sido expulsado en dos ocasiones, ambas con la camiseta de la selección albiceleste.
Su última pelea
La última agarrada del capitán azulgrana y de la selección argentina tuvo como rival al uruguayo Edinson Cavani, en el amistoso que ambas selecciones disputaron el pasado 18 de noviembre en Tel Aviv (Israel), que terminó con empate a dos goles.
Ambos futbolistas se enzarzaron en una discusión a pocos minutos del descanso. Cavani recriminó algo a Messi y, según algunas versiones, retó al azulgrana a verse las caras fuera de la cancha, a lo que Messi respondió con un escueto “cuando quieras”, como se observa en las imágenes de televisión.
Las enganchadas de Messi con sus rivales no son habituales y la calma le abandona, bien por las provocaciones de sus rivales, bien porque no le salen las cosas como quisiera.


Messi y Pepe han mantenido duelos muy aguerridos. En la imagen, ambos futbolistas discuten fuertemente durante un partido de Liga en 2011. EFE/Juan Carlos Hidalgo
En su carrera futbolista, Messi sólo ha sido expulsado en dos ocasiones, ambas con la camiseta de la selección albiceleste.
La primera en su debut con la absoluta argentina, el 17 de agosto de 2005, ante la selección de Hungría a los 47 segundos de salir al campo por golpear a un rival.
La segunda, en la pasada Copa América de 2019, durante el partido por el tercer y cuarto puesto ante Chile, celebrado el 7 de julio en el Arena Corinthians de Sao Paulo .
En la disputa con el defensa Gary Medel ambos jugadores fueron expulsados por "confrontar con el adversario, en un incidente cuando el balón ya no estaba en juego", según el acta del árbitro paraguayo Mario Díaz de Vivar.
“Es un lance del partido que pasa mucho, él (Medel) juega siempre al límite y bueno, una vez pasan estas situaciones en el partido, creo que el árbitro se excedió un poco, porque con la amarilla para los dos, hubiese terminado, pero bueno...", señaló Messi tras aquel partido.
En aquella ocasión, Messi y Medel forcejearon cabeza con cabeza quedando patente que la relación entre ambos no es de amistad.
“El árbitro se manejó mal, era una amarilla para los dos y se terminaba todo. No fue falta. El árbitro se equivocó y nos expulsó mal a los dos", apuntó por su parte Medel.


El argentino Lionel Messi (i) discute con el boliviano Jhasmani Campos (c) el 14 de junio de 2016, durante un partido entre Argentina y Bolivia por el Grupo D de la Copa América Centenario.

Gary Medel, James Milner, Pepe, Sergio Ramos o Weligton entre los “enemigos” de Messi.
Otras célebres trifulcas
Otra de las más conocidas enganchadas de Messi tuvo como protagonista al centrocampista del Liverpool Football club, James Milner quien, en el partido de ida de la última edición de la Liga de Campeones celebrado en Barcelona, desveló al diario inglés “Daily Mail”, que el argentino le había llamado “burro” tras una fuerte discusión entre ambos.
El boliviano Jhasmani Campos es otro de los rivales con los que Messi se ha enfrentado fuertemente.
Fue durante la fase de grupos de la Copa América Centenario, en 2016, partido disputado en el estadio CenturyLink Field de Seatle, EEUU.
La imagen de ambos, cabeza con cabeza, dio la vuelta al mundo. “Él nos quiso sobrar, y eso me enojó mucho”, confesó meses después el centrocampista boliviano.
El defensa internacional portugués Képler Laveran, conocido como “Pepe”, ex del Real Madrid, ha sido uno de los que más se ha enfrentado a Messi.
Ambos han protagonizado duelos muy polémicos, principalmente en la etapa de Pepe en el club blanco (2007-2017), con un episodio que desataron las hostilidades entre los dos futbolistas.
Fue en una eliminatoria de Copa del Rey de España en 2012, cuando el entonces madridista pisó la mano de Messi cuando estaba en el suelo.


Los duelos Real Madrid-Barcelona, Barcelona-Real Madrid son siempre calientes y, en muchos de ellos, se han producido numerosas agarradas, algunas de ellas con Messi y el defensa Sergio Ramos de protagonistas, aunque siempre han acabado entre abrazos.
El defensa brasileño del Málaga Club de Fútbol, Weligton Robson Pena de Oliveira, es otro de los “enemigos” declarados de “La Pulga”.
Durante un partido entre ambos equipos en 2014, Weligton agarró del cuello a Messi, una acción que fue captada por televisión y dio la vuelta al mundo. Weligton se defendió asegurando que dicho agarrón fue “motivado por algo”.
Como sucedió también con Maradona, Cruyff, Zidane, Cristiano Ronaldo y otros “craks”, Messi escribe páginas doradas del fútbol con algún que otro borrón propio de un ser humano.
“Me preocupa más ser buena persona que ser el mejor futbolista del mundo, Mi intención es que, cuando me retire, se me recuerde por ser un buen tipo”, aseguraba el capitán azulgrana y de la albiceleste hace unos años.

Más Noticias de esta sección

Publicidad