Los beneficios del voluntariado universitario

Aula Universitaria
Tamaño Letra
  • Font Size
Participar en actividades sociales puede convertirse en una experiencia enriquecedora en los ámbitos personal y profesional, ya que se adquieren técnicas de liderazgo, comunicación asertiva, sensibilidad, entre otras tantas herramientas.

Las universidades ofrecen un sinfín de opciones extracurriculares, entre las que los jóvenes pueden elegir para realizar en sus tiempos libres, una de ellas es el voluntariado estudiantil.

Apuntarse en los programas sociales tiene sus ventajas, ya que estos permiten conocer nuevas realidades, vencer obstáculos y contribuir con el bien común.

Y es que los estudiantes no deben ignorar su entorno, son muchas las personas de la sociedad quienes requieren distintos tipos de atención. 

Carmen Milena Delgado, coordinadora general del Voluntariado Unimagdalena, asegura que estos programas son plataformas de participación y enriquecimiento personal y profesional.

“El trabajo del voluntario consiste en donar su tiempo, sus habilidades y sus conocimientos al servicio de los más necesitados”, explica.

“Como voluntario se adquieren habilidades de liderazgo, trabajo en equipo, técnicas de comunicación asertiva, empoderamiento y relación directa con las comunidades”, asegura Delgado.

La profesional agrega que las herramientas que se adquieren en el ejercicio de actividades con fines sociales serán útiles también en el campo laboral.

Adicionalmente,  participar como voluntario durante la época universitaria ayuda a sumar puntos al momento de optar por becas o intercambios estudiantiles.

Diferentes programas

En el caso del Voluntariado Unimagdalena, por ejemplo, los estudiantes participan en programas de actualización tecnológica para personas adultas, de concientización sobre el cuidado y respeto hacia los animales, de sensibilización sexual y reproductiva a niños y adolescentes, de cuidado y conservación del medio ambiente, entre otros.

“Nosotros también trabajamos en jornadas de atención integral en diferentes municipios, a donde llevamos odontólogos, médicos, psicólogos, abogados, recreadores, entre otros”, explica Delgado.

A continuación algunos beneficios de participar en el voluntariado estudiantil

  1. Sentido a la vida

El voluntariado brinda oportunidades para llevar adelante el propósito en la vida de cada uno. El hecho de elegir un trabajo sin paga lleva a que las personas inviertan su tiempo en cosas que les interesan.

  1. Beneficios para la salud

Quienes utilizan parte de su tiempo para hacer voluntariado tienen menos propensión a padecer depresión, una mayor habilidad funcional, y mejor autoestima que quienes no lo hacen.

  1. Herramientas para el ejercicio profesional

Los empleadores buscan contratar personas que los representen bien en la comunidad. El voluntariado sugiere además que se sabe trabajar en equipo.

  1. Aumenta la productividad

El voluntariado hace que el estudiante se sienta más eficiente, reduciendo sus niveles de estrés y necesidad de apresurarse, lo que genera un mayor grado de productividad.

  1. Se aprenden nuevas habilidades

El voluntariado permite desarrollar habilidades que más adelante pueden contribuir al desarrollo estudiantil y que difícilmente se aprendan en un aula.

  1. Vínculos y nuevas redes de contactos

Esta experiencia permite salir de los círculos corrientes y crear conexiones con la comunidad, creando lazos más significativos y presenciales.

  1. Crecimiento personal

El voluntariado hace que el estudiante se sienta bien consigo mismo y es gratificante y beneficioso para la población que requiere de voluntarios para prosperar.

slider
slider
slider1
slider1
slider2
slider2
Previous Next Play Pause

Más notas de esta Revista

Publicidad