×

Advertencia

JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 52

La importancia de consumir Omega 3 durante el embarazo

Revista Ámbar
Tamaño Letra
  • Font Size

Todos conocemos la importancia que tiene el hecho de consumir una dieta equilibrada y nutritiva, para disfrutar de un embarazo realmente saludable. Una dieta adecuada para las mujeres embarazadas debería estar debidamente equilibrada y además debería ser capaz de satisfacer tanto sus necesidades como las de su bebé. Los alimentos ricos en Omega 3 son particularmente esenciales.

Dichos alimentos podrán proporcionarle a su bebé toda la energía y las sustancias necesarias para un óptimo desarrollo físico y mental. Los elementos ricos en Omega 3 son también muy importantes para mantener en excelente estado su propia salud y su bienestar durante todo el embarazo.

¿Qué son los Omega 3?

Los Omega 3 son un tipo de ácidos grasos poliinsaturados. Los mismos pueden encontrarse en una gran variedad de alimentos, entre los que se pueden incluir: ciertos pescados, pollo, varias semillas, y vegetales. Los ácidos grasos poliinsaturados son uno de los cuatro tipos de grasas que su organismo absorbe de las comi-das para luego procesarlas.

Tipos de Omega 3

Existen tres tipos principales de ácidos grasos esenciales Omega 3. Su organismo podría utilizar los tres tipos de ácidos grasos esenciales Omega 3 para mejorar su rendimiento, y a su vez, obtener ayuda extra para llevar a cabo diferentes funciones.

Ácido Eicosapentaenoico (EPA): El EPA puede encontrarse principalmente en pescados y en aceite de pescado.

Ácido Docosahexaenoico (DHA): El DHA es esencialmente importante para su organismo, y puede encontrarse principalmente en pescados.

Ácido Alfa Linolénico(ALA): El ALA se encuentra principalmente en algunas semillas, aceites vegetales, y vegetales de hoja ver-de. El mismo será transformado en EPA y luego en DHA dentro de su organismo.

Beneficios a futuro que traerá el Omega 3

El hecho de consumir Omega 3 durante su embarazo ha probado ser beneficioso tanto para usted como para su bebé en el largo plazo, según los resultados arrojados por estudios llevados a cabo recientemente en niños que fueron expuestos a niveles adecuados de Omega 3 mientras estaban en el útero materno. Esos bebés demostraron que podían mantener su atención por un mayor período de tiempo, y a su vez, demostraron poseer una mayor agudeza visual si se los comparaba con otros niños no expuestos a dosis de Omega 3.

Publicidad