El acelerador de los diálogos en La Habana

Columnas de Opinión
Tamaño Letra
  • Font Size

Escrito por:

Jorge Caicedo Correa

Jorge Caicedo Correa

Columna: Opinión

e-mail: jcaicedoster@gmail.com

Las Farc y el gobierno se la están jugando el todo por el todo para finalizar los diálogos de La Habana. Pero no están en una forma monolítica, el gobierno tiene una oposición que desea la paz, pero sin impunidad "El Marco Jurídico para la Paz debe ajustarse al Estatuto de Roma" y las Farc tienen un talón de Aquiles con la columna Teofilo Forero al mando del "Paisa" antiguo lugarteniente de Pablo Escobar.

Las Farc justifican el delito conexo con el narcotráfico aduciendo que de alguna forma tenían que financiarse y es mejor que el secuestro y la extorsión.

El perdón y olvido no es fácil se me agolpa en la memoria las escenas dantescas de alguno liberados, las erupciones de la piel, las marcas de las cadenas y las narraciones de cautivos que hasta se suicidaron porque no aguantaban las condiciones del cautiverio y los que los asesinaron las Farc por algunas circunstancias pero sin embargo cobraron el valor del secuestro.

El gobierno nacional, esta haciendo hace años una excelente labor, con la juventud, se llama "los internados" porque Colombia es un país urbano, en un barrio en Bogotá hay la cantidad de habitantes del Departamento del Putumayo, entonces la solución para sustraer a la juventud del narcotráfico de las Farc es que en las escuelas rurales, como se esta haciendo se les suministra a los estudiantes alojamiento y alimentación de Lunes a Viernes para que las familias los recoja los fines de semana.

Como todo; hace falta presupuesto, para mi concepto en Antioquia en general, se presencio un buen servicio, por ejemplo en la población de Peque los padres los fines de semana los visitaban, aunque el mejor que funciono en esa época fue el del Sacerdote Misionero Español Miguel Yuyo Q.E.P.D. en San Rafael frente al Encanto en el Amazonas y el de las misioneras irlandesas de la "Consolata" en Guacamayas Caquetá.

En algunas regiones como la Costa Pacífica, el sur del país, a los padres los fines de semana se les dificultaba la visita de los días festivos por los gastos del transporte en canoa por los ríos.

Lo de las Zonas de Reserva Campesina, sería volver a las "Repúblicas Independientes" tomo por ejemplo, lo que se denominaba "La Ruta de Ho Chi Min" que inicia en Piñuña Negra, vereda de Puerto Leguizamo, continua por Angostura, Colón antes de entrar a lo que se denomina la bota ecuatoriana habían tres ZRC dedicadas al cultivo de coca, del Ecuador se retorna a Colombia para volver a ese país por Sucumbíos y en esa ruta se llevaba droga y se ingresaba al país armas munición e insumos del narcotráfico.

Las Farc haciendo política, en esas zonas, sin una presencia efectiva del Estado, porque con las Fuerzas Armadas se hace soberanía pero sin cubertura de los aspectos sociales, indudablemente se imponen en las urnas.

Colombia desea la paz pero no a cualquier precio. La paz con o sin impunidad lo decidiremos en el referendo. Votemos a conciencia, no vendamos el voto.

Más Noticias de esta sección

Publicidad