Basurero de El Banco, un mal que no acaba

En este estado se encuentra el basusero de El Banco, la foto fue tomada el mes pasado. Foto: Cortesía.

Departamento
Tamaño Letra
  • Font Size
En el kilómetro 5 de la vía que de la cabecera municipal conduce a Hatillo de la Sabana, en El Banco, abundan los desechos al borde de la carretera, acompañados de los olores fétidos.

Por Wendy López Picón
Redacción EL INFORMADOR

Desde 2017 EL INFORMADOR denuncia las condiciones en las que se encuentra el kilómetro 5 de la vía que de la cabecera municipal conduce a Hatillo de la Sabana, en El Banco, la zona en la que funciona el basurero del municipio. Un año más tarde, la situación, lejos de mejorar, tiende a empeorar, debido a la cantidad de desechos que se encuentran esparcidos por toda el área.

En enero de 2017, el abogado José Manuel Martínez radicó una medida cautelar contra la Nación; los ministerios de Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible; de Salud y Protección Social; y de Educación; la Gobernación del Magdalena; la Corporación Autónoma Regional del Magdalena, Corpamag; la Alcaldía de El Banco; y la empresa de servicios públicos de dicho municipio, por la presunta vulneración de los derechos colectivos que se están viendo afectados por las condiciones en las que se encuentra el basurero municipal.

La medida cautelar

En dicho documento, el demandante pedía un cese de las actividades relacionadas con la disposición de basuras y demás residuos al basurero a cielo abierto ubicado en la vía Hatillo de la Sabana, así como la protección efectiva de los derechos e intereses de las personas que viven en las zonas aledañas al botadero; pero la orden cautelar en mención fue rechazada por la magistrada Maribel Mendoza Jiménez, del Tribunal Administrativo del Magdalena, afirmando que no se encuentra probado que el basurero esté generando daños y que no se tiene certeza de que se continúen efectuando las mismas acciones por parte de la alcaldía municipal.
La respuesta de la magistrada resulta “inadmisible” para el denunciante, quien considera que con solo dirigirse al lugar se puede observar la cantidad de desechos que hay en la zona.

“Dicen que no se evidencia daño, lo cual es mentira, solamente hay que ir y ver que siguen tirando basura y que eso está peor, eso es un hedor fétido, la gente no puede pasar por ahí”, afirma el abogado demandante.

Pese a la respuesta del tribunal, el proceso continúa, aunque ‘a a paso de tortuga’, ya que desde el 19 de enero de 2017 que se instauró la medida cautelar, no fue sino hasta el 25 de octubre del presente año que se tuvo respuesta, tiempo en el cual han seguido arrojando desechos en la zona, pese a los impactos ambientales.
Este medio de comunicación, en el marco de la imparcialidad, intentó comunicarse con el alcalde de El Banco, Víctor Rangel, sin embargo este no contestó a las insistentes llamadas.

Más Noticias de esta sección

Próximos Eventos

Publicidad