Colombia recupera 16 piezas de arte precolombino que estaban en Suiza y Nueva Zelanda

Actualidad
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger
Las piezas recuperadas datan de los años de 1800 según arqueólogos colombianos.

El Gobierno colombiano dio la bienvenida este martes a 16 nuevas piezas precolombinas que proceden de colecciones privadas de Suiza y Nueva Zelanda, que habían salido de forma ilícita del país y estaban en posesión de dos ciudadanas que decidieron devolverlas.

La viceministra de Asuntos Multilaterales de Colombia, Elizabeth Taylor Jay, fue la encargada de mostrar los guacales en los que llegaron las piezas y en declaraciones a la prensa destacó que "acciones de recuperación como esta ayudan a tener un mayor conocimiento sobre nuestras comunidades y poblaciones históricas".

“A nosotros los colombianos nos han arrebatado nuestra historia”, dijo la viceministra, quien además añadió que la pieza neozelandesa, una vasija, se recuperó gracias a una funcionaria del consulado de Auckland que la trajo de vuelta de manera protegida.

Le puede interesar:  Georgina Rodríguez, pareja de Cristiano Ronaldo, visita con sus hijos el Santuario de la Virgen de Fátima

Las piezas precolombinas

La vasija de cerámica debió ser hallada, según el Instituto Colombiano de Antropología e Historia (ICANH), “por sus características técnicas como decorados y pequeños apliques”, en la región del Alto Magdalena, como aclaró Lorena Lemos, profesional del Instituto Colombiano de Antropología e Historia (Icanh).

“Hasta mediados del 1800, la guaquería (como se conocen las búsquedas que se hacían en tumbas en busca de objetos de valor) no era ilegal, así que no hay registros de las piezas que salieron de manera irregular, por lo que es habitual que a día de hoy se pueden encontrar en museos o en posesión de ciudadanos”, añadió la especialista.

Las otras 15 piezas prehispánicas estaban en Suiza y fueron manufacturadas originalmente en las regiones arqueológicas de los quimbayas y los muiscas, según una verificación preliminar del Icanh.

Entre ellas se encuentran varios tunjos de oro y una nariguera Sinú, todas piezas precolombinas que pretenden enriquecer la comprensión de la historia y la creatividad de las culturas ancestrales.

Así, las procedentes de Suiza son 14 piezas orfebres de metales preciosos y semipreciosos como el oro, la plata y el cobre que utilizaban los muiscas de la cordillera oriental de los Andes para lanzar a las lagunas y estar en contacto con sus dioses. EFE.




Más Noticias de esta sección

Publicidad