Evangelio según san Mateo 9,14-15

Evangelio
Tamaño Letra
  • Font Size
En aquel tiempo, los discípulos de Juan se le acercan a Jesús, preguntándole:«¿Por qué nosotros y los fariseos ayunamos a menudo y, en cambio, tus discípulos no ayunan?».

Jesús les dijo: ¿Es que pueden guardar luto los amigos del esposo, mientras el esposo está con ellos? Llegarán días en que les arrebatarán al esposo, y entonces ayunarán.

Reflexión: No podemos ayunas con ánimo de luto, porque esto haría que nuestras obras de conversión no nos preparen para la vida; nuestra practica cuaresmal nos invita a un goce de la relación con el Señor que nos permita entregarle el gobierno de nuestra vida y estar listos para practicar la justicia.

Más Noticias de esta sección

Publicidad