Árbol tumbó cables de alta tensión que mataron a hombre y lesionaron a su mujer

Ruth Marina Ascanio Chinchilla y su esposo Roberto Díaz Suárez, muerto, se vieron implicados en la tragedia en área rural de Santa Marta.

Judiciales - Local
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger


La pareja fue sorprendida cuando se hallaba descansando en su casa ubicada en la vereda Los Cocos.

Un hombre murió al ser víctima de una descarga eléctrica y su mujer gravemente lesionada con quemaduras de segundo grado en gran parte de su cuerpo, al verse implicados en un hecho ocasionado por un vendaval que azotó el área rural del corregimiento de Guachaca, jurisdicción de Santa Marta.

Informaciones entregadas por un allegado a la familia señalaron que, Roberto Díaz Suárez se hallaba en compañía de su mujer, Ruth Marina Ascanio Chinchilla en su casa ubicada en la vereda Lo Cocos.

Allí fueron sorprendidos por unos cables de alta tensión que se vinieron al piso entre las ramas de un inmenso árbol que se desplomó por la lluvia acompañadas de fuertes brisas.

Se supo, que el hombre fue blanco de una descarga eléctrica que le causó la muerte de forma instantánea, mientas que su compañera sentimental logró correr varios metros, pero pese esto fue alcanzada por una de las guayas que le propinó una descarga que la dejó gravemente lesionada.
Este inmenso árbol se vino a tierra por las fuertes brisas llevándose los cables de alta tensión que afectaron a la pareja de esposos.
Este inmenso árbol se vino a tierra por las fuertes brisas llevándose los cables de alta tensión que afectaron a la pareja de esposos.

Fueron auxiliados

Algunos residentes cercanos al percatarse de la situación los auxiliaron y a él, a pesar de que no tenía signos vitales lo llevaron hasta la clínica Los Nogales en Santa Marta en donde los médicos confirmaron que ya no había nada que hacer para salvarle la vida.

Entre tanto, su mujer fue llevada hasta el centro de salud de Guachaca de donde luego ser estabilizada fue remitida a la Mar Caribe en donde fue dejada bajo observación.

Habían advertido

Familiares de las víctimas aseguraron que habían advertido a Electricaribe sobre la peligrosidad de los cables que se enredaba con las ramas del árbol pero que fue poco lo que hizo para evita esta situación.

Dijeron que una vez llegó una cuadrilla y ramajeó un poco y no volvieron hacer presencia.
“Fue como un vendaval lo que desprendió el árbol y este se vino a tierra, pero desafortunadamente se trajo los cables que causaron la tragedia.


Más Noticias de esta sección

Publicidad