Un incendio forestal amenaza una población de 4.000 habitantes en el noroeste de Canadá

Internacional
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger
Las autoridades de la localidad canadiense de Fort Nelson, en el noroeste del país, solicitaron este lunes a los habitantes que aún siguen en sus hogares que evacuen de forma urgente la población ante la proximidad de un incendio forestal fuera de control.


Rob Fraser, alcalde de Fort Nelson, con una población de 4.000 habitantes, ubicada a unos 1.600 kilómetros al norte de Vancouver, en la provincia de Columbia Británica, declaró este lunes a la radiotelevisión pública canadiense CBC que las llamas se encuentran en estos momentos a 1,5 kilómetros al oeste de la localidad.

Fraser añadió que el viento está empujando las llamas hacia la localidad y que aunque los servicios contraincendios están arrojando agua desde helicópteros para intentar contener el incendio "si hay rachas de viento de 40 kilómetros por hora", el fuego no tardará en llegar a Fort Nelson.

El domingo la mayor parte de la población abandonó la localidad pero Fraser estima que unas 100 personas permanecen en sus hogares.

Lea, además: Las lluvias se intensifican en el sur de Brasil y la situación puede empeorar



Durante la jornada, el viento contribuyó a que el incendio forestal duplicase su tamaño, que ahora cubre un área de 53 kilómetros cuadrados (5.300 hectáreas).

Las autoridades canadienses señalaron que el incendio se inició en la noche del viernes cuando un árbol derribó una línea de alta tensión en las cercanías de Fort Nelson.

El de Fort Nelson es uno de los 119 incendios forestales activos este lunes en Canadá, donde la temporada de incendios acaba de empezar entre advertencias de las autoridades de que la situación es preocupante por la intensa sequía que sufre el oeste del país.

Lea, además: La defensa de Daniel Sancho denuncia haber sido estafada con un supuesto testigo protegido


La gran mayoría de los incendios forestales activos, 93, se concentran precisamente en las dos provincias más occidentales del país, Columbia Británica y Alberta.

Pero cinco provincias y un territorio están este lunes en alerta por la pobre calidad del aire a consecuencia de los incendios forestales del oeste canadiense: Columbia Británica, Alberta, Saskatchewan, Manitoba, Ontario y Yukon.

En 2023, Canadá sufrió su peor temporada de incendios forestales por el empeoramiento de los efectos de la crisis climática.

En total, los incendios forestales consumieron el año pasado 18 millones de hectáreas de bosque, 2,5 veces más que el anterior récord establecido en 1995. EFE

Más Noticias de esta sección

Publicidad