Cazadores ilegales serían responsables de los incendios en la Ciénaga Grande

Causar incendios forestales es un grave delito ambiental, son hechos que afectan considerablemente las áreas boscosas y conllevan a la pérdida y/o desplazamiento de la fauna.

Departamento
Tamaño Letra
  • Smaller Small Medium Big Bigger


La cacería de animales silvestres como el ponche o chigüiro se realiza con frecuencia en la reserva natural para su comercialización en las plazas de mercado de Barranquilla

Como preocupante ha sido calificada por las autoridades la situación por los constantes incendios que se vienen registrando en la Ciénaga Grande de Santa Marta, específicamente dentro del parque Vía Isla de Salamanca los cuales son atribuidos en responsabilidad a los cazadores de animales silvestres que ingresa de manera ilegal al lugar.

Así lo dio a conocer, la Corporación Autónoma Regional del Magdalena, Corpamag, en un boletín de prensa, señalando como material probatorio algunos elementos encontrados en el área y que al parecer fueron dejados por personas que se dedican a la cacería de animales silvestres como el Ponche (o Chigüiro), las tortugas y las hicoteas, para comercializar su carne en los mercados vecinos, especialmente en las plazas de Barranquilla.

Informaciones entregadas recientemente por la Defensa Civil del Magdalena a través de su director, Karlot Omaña, señalan que, las conflagraciones son el producto de las fogatas que realizan para hacer salir a los animales para poder cazarlos, pero estas toman mucha fuerza y generan las llamas que se convierten en incontrolables afectan el bosque de manglar y su biodiversidad.

Ante esta situación, la Corporación hace un llamado para que las personas denuncien de manera directa a los causantes de estos delitos, y de esta forma se puedan iniciar los procesos correspondientes, y poder identificar los compradores, atacando directamente toda la ruta del tráfico ilegal.

Causar incendios forestales es un grave delito ambiental, son hechos que afectan considerablemente las áreas boscosas y conllevan a la pérdida y/o desplazamiento de la fauna, a la destrucción de hábitat y a la exposición de algunas especies que se convierten también en presa fácil del tráfico ilegal y la comercialización.

Frente a esta incidencia, las competencias de Corpamag están establecidas en la Ley 1523 que organiza la Política Nacional para la Gestión del Riesgo, allí se indica que las labores de la autoridad ambiental están enfocadas en determinar a través de estudios las áreas que son susceptibles a fenómenos como los incendios forestales.

Estos estudios son remitidos a las entidades territoriales para que así se establezcan proyectos que atiendan la problemática.
Actualmente, la Corporación trabaja de la mano con el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible en la formulación de un proyecto regional para hacer frente a los incendios forestales, que obstruyen el proceso de recuperación del ecosistema y la fauna presente en el complejo lagunar.


Próximos Eventos

Más Noticias de esta sección

Publicidad