La Junta Guajira, la tierra de la ventana marroncita de Diomedes Díaz


En La Junta, sur La Guajira, se encuentra la historia viva de Diomedes Díaz, una tierra que hoy se encuentra desolada y de apariencia desértica, pues la mayoría de sus habitantes viajaron a Valledupar para despedir a su ídolo: ‘El Cacique’ de este pueblo.

María Teresa Gutiérrez es una de esas personas que recuerdan en este territorio al artista que falleció el pasado domingo.

"Diomedes Díaz fue mi alumno en la escuela de La Junta y era un niño normal, de familia humilde, de corte campesino y común y corriente, que no pensaba llegar al estatus que alcanzó. Llegaba a la casa y esperaba en la terraza que yo saliera y me decía seño María mañana tiene clases. Era un niño inquieto que lo recuerdo muy bien", expresó la profesora a EL INFORMADOR.

La historia de la Ventana Marroncita

Por su parte Hernán Acosta Solano, ex dirigente político de esta población recordó la historia de la ventana marroncita, que hizo famosa con su canción vallenata.

"Yo fui concejal de San Juan cuatro veces y diputado de La Guajira cuatro veces con el apoyo de Diomedes Díaz. La Ventana Marroncita, es un ícono para La Junta, y la protagonista era mi hermana, nosotros no estábamos de acuerdo de ese enamoramiento, pero tú sabes que, él insiste consigue y se dieron las cosas para bien de ambos.

La conquista se llevó a feliz término y por el lado derecho de la casa por donde está la carretera que conduce a Carrizal, le colocó una serenata y nosotros perplejos porque no sabíamos quién era, escuchamos y descubrimos que era Diomedes que estaba enamorado de Patricia mi hermana", relata Hernán Acosta Solano.

Así mismo cuenta que su madre no era gustosa de esos amores y como la serenata estaba con volumen muy alto, yo le dije que bajaran y lo que hicieron fue subirlo, cuando lo suben yo saco una pistola y hago dos tiros al aire pero no para Diomedes, sino al aire para que bajaran el sonido.

Resulta que Diomedes como a los tres años cuando la bonanza marimbera, le regalaron una camioneta y un revólver y me hizo una descarga en toda la ventana marroncita, entonces mi mamá dijo: "Eso a mí me ofende que Diomedes me haga tiros en la calle y que me le de serenata a la hija, por eso la canción dice: "Que a mí no me importa si se ofende", expresó entre risas Hernán.

Rubén Darío Rubén Darío Araujo Cuello, un amigo de la niñez de Diomedes, relató a EL INFORMADOR los recuerdos que tiene de 'El Cacique'.

"En mi mente están grabadas las travesuras de Diomedes Díaz, aquel joven que venía en un burrito de Carrizal a hacer las compras necesarias para el hogar del lugar donde vivía con sus familiares, desde esa época nos conocimos, porque él vivía en Carrizal, pero venía mucho a La Junta que está a tres kilómetros de distancia.

Luego que entró al folclor, a la música por su tío Martín Maestre, que comenzó a tocar el acordeón, Pillayo y el Cate Martínez y así se fue formando un conjuntico y con eso era con que parrandeamos aquí en La Junta, íbanos a buscarlos cuando los necesitábamos para hacer la fiesta y de los cumpleaños y así nos la pasábamos en estos pueblecitos de esta región", recordó.

Más anécdotas de El Cacique de La Junta

Rubén Darío recordó también entre muchas anécdotas que entre los amores de la ventana marroncita, él estaba durmiendo en la casa y escuchó una conversación en un baño y era las enamoradas que estaba hablando con unos 'walkie talkie' o unos radio de comunicación que le había regalado Meter Ariza, para que se comunicará Diomedes Díaz y Patricia.

"Me propuso que se iba a llevar a Patricia, entonces trajo una plata que se ganó de un toque y contamos para ver si alcanzaba para bajarnos en el Hotel El Prado en Barranquilla. Duramos una semana en Barranquilla y eso fue el escándalo en este pueblo y vea ahí están los frutos, Rafael Santos, Martin Elías, Diomedes de Jesús y Luis Ángel, cuatro varones, dos cantantes buenísimos.

Se separaron porque la vida del artista es muy difícil y máximo cuando las mujeres son celosas, pero quedaron las mejores relaciones, Por su parte José David Maestre Hinojosa, tío de Diomedes Díaz y hermano de Elvira, mamá de Diomedes, recordó que ‘El Cacique’ nació el 26 de mayo a las 8 de la noche en el año 57, yo estaba de la edad de 13 años.

El niño se crió con nosotros en una casa de bareque. A sus 12 años comenzó a cantar y fue Martin Mestre su tío quien le compró un acordeón y comenzaron a tocar parrandas, de ahí salió ser artista", puntualizó su tío.

Por José Iguarán González Redactor de EL INFORMADOR

 


Los comentarios aquí publicados no reflejan la opinión de EL INFORMADOR. Es necesario ser un usuario registrado para poder comentar las noticias. Por favor, ingrese o regístrese como usuario al final de esta página.