Festival del Viento y las Cometas de Villa de Leyva

Uno de los grandes atractivos naturales, Pozos Azules.

Turismo
Tamaño Letra
  • Font Size
Durante el segundo festivo de agosto se celebra el tradicional festival de las cometas en Villa de Leyva.

En Colombia el viento es protagonista de múltiples historias. Imprescindible en las notas alucinantes de la gaita y el acordeón, como irremplazable cabalgando las olas que refrescan las costas y las playas. El mismo que, en agosto, corre precipitado por el valle en la provincia de Ricaurte, hasta llegar a Villa de Leyva, donde anualmente se aglomeran los amantes de la cometa, ansiosos por sacar provecho a la ventisca que ya es habitual en el calendario. ¡Llegó el mes de las cometas!

En el majestuoso y colonial municipio boyacense, declarado monumento y patrimonio nacional en 1954, locales, visitantes y extranjeros se reúnen para dejar volar su imaginación y sus destrezas en las cometas de diferentes diseños, tamaños y colores. Como participantes o espectadores, son miles los que se congregan para disfrutar el Festival Nacional del Viento y las Cometas de Villa de Leyva, que este año se celebra entre el 18 y el 19 de agosto.

Esta es la plaza principal de Villa de Leyva en la que se lleva a cabo el festival de las cometas.
Esta es la plaza principal de Villa de Leyva en la que se lleva a cabo el festival de las cometas.

El evento de todas las cometas

El Festival del Viento y las Cometas cuenta con diferentes categorías, que van desde cometas infantiles hasta participaciones de equipos y profesionales. Si visitas el festival podrás participar en el concurso de cometas de la categoría comercial. Pero si asistes como espectador, te encontrarás con la categoría de cometas artesanales, por ejemplo, por la que desfilan diseños auténticos, auspiciados por el ingenio de quienes se dan a la tarea de elaborarlas manualmente para llevarlas a competir. También podrás apreciar la competencia de vuelo vertical, en la que las cometas sin flecos y sin cola ascienden sin resistencia por el inmenso cielo que cubre la población boyacense.

En el afamado show de cometas de Villa de Leyva son muchas las categorías y estilos. Durante el fin de semana, todos los tipos de cometas tienen un espacio en el firmamento. Las de vuelo lejano se pierden en el horizonte mientras los competidores, presurosos, liberan miles de metros de pita, ante las miradas vigilantes. Semejante a lo que sucede en la exhibición de cometas miniatura, cuyos lados siempre son inferiores a 15 cm. Bastarán la buena vista y la imaginación para quedar fascinado por este espectáculo sin igual.

La Casa Terracota, conocida como la cerámica más grande del mundo.
La Casa Terracota, conocida como la cerámica más grande del mundo.

Una bella tradición

Halar y soltar pita tiene mucho de interesante. La cometa no deja de ser un invento cautivador que fascina a grandes y a chicos. Hoy este juguete, tradicional y reconocido en todo el mundo, reúne a cometófilos, cometeros y cometólogos de todas las regiones y países en el reconocido festival de comentas en Colombia, donde el viento pone a volar los recuerdos, los sueños y la imaginación. Un hobby lleno de magia, ciencia y fraternidad, apto para toda la familia, que inicia con un pronóstico sobre la dirección indicada del viento y cómo hacer volar la cometa, seguido de la curiosidad por la distancia en que llegará a zarandearse por el cielo.

Se trata de una pasión que muchos han tomado por herencia y que hoy hace parte de la identidad cultural de Villa de Leyva. Sin duda resulta imperativo atestiguar el evento, que tradicionalmente se celebra año tras año en el municipio. Un terruño mágico y tranquilo ubicado a 40 km al oeste de Tunja, la capital del departamento de Boyacá. Allí, sobre la inescrutable diversidad de la cordillera oriental de los Andes, se asienta esta población fundada en el año 1572. En aquel lugar la historia ha dejado una huella imborrable, manifiesta en su arquitectura colonial con visos de estilo republicano, donde el páramo y la zona desértica conviven increíblemente. Por sus calles empedradas, además de las citadas corrientes de viento y los imponentes regimientos militares de antaño, desfilan anualmente miles de visitantes del mundo entero seducidos por la magia del lugar.



Plan turístico perfecto

Nada se compara con una caminata por las sobrias calles coloniales, cuya arquitectura acentúa el carácter histórico y glorioso de Villa de Leyva. Territorio de contrastes, donde se manifiestan los vestigios de la era cretácica, el memorable pasado Muisca, la época Colonial, las rutas de la independencia y la apacible convivencia en un lugar famoso por su naturaleza y biodiversidad.

Un municipio que anuda lo bello del pasado y lo hermoso del presente, donde son habituales los deportes extremos, las catas de vinos, los recorridos por las calles históricas y las visitas guiadas a los Pozos Azules, la Laguna de Iguaque, el Valle Escondido, la Cascada de La Periquera, el Boquerón del río Cane o la Casa Terracota. Eso sí, si viajas al Festival de Cometas de Villa de Leyva alista maletas, dispuesto a quedarte más de un día en esta tierra cautivadora, llena de casonas antiguas y hoteles coloniales.

Un lugar ideal para el descanso, el encuentro con la historia, la ciencia, la naturaleza, el arte y la cultura. Además, siempre atento al vuelo ininterrumpido de las mejores cometas de Colombia y el mundo, podrás saborear los amasijos, almojábanas y pandeyucas, el mute, el caldo y la changua, entre otros platos tradicionales.


En el afamado show de cometas de Villa de Leyva son muchas las categorías y estilos.
En el afamado show de cometas de Villa de Leyva son muchas las categorías y estilos.


Para llegar a Villa de Leyva: Transporte Público: para llegar hasta Villa de Leyva se debe llegar primero a la terminal de Transportes de Bogotá,  estando allí debe dirigirse a los módulos rojos en donde se compran lo pasajes las empresas son: Expresso Cundinamarca, Rápido el Carmen, Expreso Gaviota, Los Libertadores.

Este transporte público lo deja directamente en la Terminal de Transporte de Villa de Leyva, el valor del pasaje oscila entre $18.000 y $20.000 pesos, la distancia entre Bogotá y Villa de Leyva es de 177 km y el tiempo estimado de viaje es de 3 horas aproximadamente.

Transporte particular: si vas en carro, te recomendamos dos vías desde Bogotá:

Vía Tunja, sales de Bogotá por la Autopista Norte y se toma la carretera rumbo a Tunja. En esta ciudad se toma la vía que comunica con Chiquinquirá y antes de Sáchica (justo después del peaje) se desvía para Villa de Leyva.

Vía Chiquinquirá, sales por la Autopista Norte y tomas la vía para Zipaquirá y desde allí para Ubaté y Chiquinquirá. De allí tomas la vía a Tunja y te desvías después de Sáchica para Villa de Leyva.

Más Noticias de esta sección

Publicidad