Entradas y salidas de los colegios, con más seguridad vial

Regreso a Clases
Tamaño Letra
  • Font Size

Las entradas y salidas a las Instituciones Educativas del Distrito de Santa Marta, constituyen un verdadero dolor de cabeza para las directivas de las instituciones, los padres de familias y para los mismos alumnos, por el caos que genera, al no contar con un buen sistema de seguridad vial que determine el aprovechamiento del espacio destinado.

La falta de cultura ciudadana y el irrespeto por las normas de tránsito que a diario se ve en los conductores de automóviles, busetas y motocicletas, vuelven peligrosas las entradas a los colegios, ya que en su afán de recoger o dejar a los alumnos, forman tumultos congestionando el tráfico y poniendo en peligro la vida de los estudiantes, que entran y salen de las instituciones educativas.

A lo anterior se suma la concentración de todo tipo de ventas estacionarias y la imprudencia de los padres que conducen sus automóviles para recoger a sus hijos, que parecen desconocer las nociones más básicas de la seguridad vial .

La Educación Vial contempla principios elementales como:

1. Aparcar a 200 metros de las entradas dejando sitios libres para que los alumnos puedan acceder cómodamente a la institución.
2. No cruzar por lugares prohibidos o de forma indebida. Hay madres y padres que cruzan a la carrera, o que animan a sus hijos a cruzar corriendo. Hay que utilizar los pasos de cebra.

3. Destinar un sitio especifico para que los alumnos se bajen de los vehículos en forma segura, sea en automóvil, bus o motocicleta.
4. Organizar grupos de tránsito escolares, con alumnos de último grado, que ayuden a agilizar el tránsito.

5. Establecer con la autoridad respectiva local una ayuda para que haya un control sobre los vehículos que acceden a los colegios.