Acné juvenil, un problema de alimentación e higiene

Revista Ámbar
Tamaño Letra
  • Font Size

cencia, no solo por las nuevas dinámicas de la vida sino por todos los cambios que se dan en esta etapa de la vida.
Normalmente cambia el cuerpo, la voz y los gustos pero también suelen aparecer los granitos o nódulos en el rostro, pecho y brazos, principalmente. El acné se produce por una bacteria que se impregna en la piel ocasionando erupciones, comedones, póstulas o nódulos.

Para la esteticista. Ana Milena Rocha, el acné juvenil es una patología que se genera por una mala alimentación, el factor hereditario y el inicio de la pubertad o adolescencia.
“Debemos cambiar los hábitos de alimentación de los jóvenes con acné, educándolos para que tengan una buena higiene en el cutis, inculcándoles que se laven su rostro tres veces al día y utilizando jabones que neutralicen las glándulas sebáceas”, dijo Ana Milena Rocha.

También son recomendables las limpiezas faciales con hidratación, una o dos veces al mes, de acuerdo al estado de la piel. Otra forma de prevenir su aumento es utilizando protector solar en gel.

Los jóvenes con este problema deben acudir al dermatólogo o esteticista, cumplir las citas médicas, aplicarse los productos o tomarse los medicamentos recomendados y consumir abundante agua. Siempre deben evitar tocarse o exprimirse estos nódulos puesto que en las uñas algunas veces hay elementos contaminantes.

Los padres de estos jóvenes deben evitar que consuman grasas, chocolates, dulces y cafeína, considerando que estos productos pueden afectar los granitos.

Publicidad