¿Y el Caribe literario que?

Columnas de Opinión
Tamaño Letra
  • Font Size

Escrito por:

Carlos Rojas Centeno

Carlos Rojas Centeno

Columna: Opinión

e-mail: carlosrojas9114@outlook.com

Gabriel García Márquez mejor conocido como Gabo, es el máximo representante del realismo mágico, el que en 1982 le regaló a Colombia y el mundo literario un premio Nobel con su obra cumbre "Cien años de soledad" y es quizás el costeño más reconocido, leído y admirado en Colombia, Latinoamérica y el mal llamado primer Mundo: para orgullo de Aracataca, el departamento del Magdalena y el Caribe.
Con la muerte de Gabo, sin duda se ha disparado la lectura de sus obras, quienes las leyeron las quieren recordar, los que no quieren empezar y los que iniciaron las quieren terminar, pero ¿es Gabriel García Márquez el único representante de las manifestaciones culturales de la geografía del Caribe colombiano?
La respuesta es no; porque existen otros referentes caribeños que a través de narraciones, cuentos, crónicas, novelas, música, etc. que igual que Gabo representan de la mejor manera a nuestra tierra ¿entonces las obras de artistas diferentes a Gabo no son tan buenas? La respuesta sigue siendo no, ¿entonces porque no los conocemos?
Antes de dar respuesta, tenemos que decir que nos sentimos orgullosos que esta parte de la geografía colombiana haya parido a tan grande artista, el que llevamos en nuestros corazones y que el mejor homenaje que le hacemos es leer y recomendar sus obras, aunque no necesite que se publicite su itinerario literario porque con sus obras ha conquistado a muchos lectores y amantes de las buenas historias.
Pero Gabo no es el único, hay otros y muy buenos, por ejemplo Ramón Illán Bacca otro magdalenense, nacido en Santa Marta, de cual los samarios casi que no tenemos conocimiento y que son pocos los costeños que lo referencian; son importantes sus novelas y cuentos como ‘Marihuana para Goering’, y ‘Maracas en la Ópera’, que con el humor y sátira muestra lo característico de nuestra Costa, mezclándolo con la cultura, lo político y lo social dándole un manejo trivial pero con seriedad; le debemos un homenaje, ojalá se lo hiciéramos en vida.
Así mismo tenemos al poeta cartagenero Raúl Gómez Jattin "el árabe bastardo", otro que pasa por inadvertido y que en las aulas de clases ni siquiera es nombrado, el que dejamos que muriera atravesando calles de su Cartagena querida en la soledad, la demencia y el olvido, que se fuera a las praderas del cielo y se liberara de la cárcel donde se encontraba recluido con su personalidad débil, loca e infantil.
Otro que tenemos en la desidia literaria es a un gran narrador nacido en 1945 en Lorica, Córdoba, el que con viva voz hacia sus grabaciones de cuentos y fabulas para niños, jóvenes y adultos, ‘El Flecha’, ‘Fosforito’, ‘Abraham’ el Humor, entre otros, distinguido por relatar historias reales propias o ajenas, pero siempre resaltando las costumbres y modismos propios de los costeños, ese es David Sánchez Juliao, otro de la larga lista que pasa desapercibido en las enseñanzas Primaria y Básica Secundaria de los colegios y liceos de nuestra Costa Caribe; por ejemplo yo supe por fortuna que existía este magnífico narrador gracias a mi profesor de Español, Manuel Domingo Doria que es de Lorica y, no se le iba pasar por alto su paisano en las enseñanzas castellanas, el "Deivi" un men bacano que en nuestros días pasa por alto y que son pocos los paisanos y provincianos que lo recuerdan cada vez que se "sampán un raspao de cola con leche".
Pero la lista no para ahí, pues hay más costeños que son iconos de la literatura colombiana, como es el caso de Álvaro Cepeda Zamudio, escritor y periodista barranquillero quien a sus 42 años partió para darle fin a su destino creativo, innovador e intenso, fue importante su aporte para la transformación y modernización de literatura colombiana.
¿Entonces por qué no los conocemos? La respuesta a esa pregunta la hemos venido diciendo, un estudiante de Básica secundaria al preguntarle si conocía a Ramón Illán Bacca, Álvaro Cepeda Zamudio, Raúl Gómez Jattin, David Sánchez Juliao, Jorge García Usta, entre otros, responde que no los conoce, y ¿Por qué no los conoces? "Porque en mi institución no nos los enseñan", ¿has leído a García Márquez? Responden entre dientes sí. ¿y nuestra educación qué?

Publicidad