La semana

Columnas de Opinión
Tamaño Letra
  • Font Size

Escrito por:

Eliecer Avendaño Restrepo

Eliecer Avendaño Restrepo

Columna: Nueva Misión y Visión

e-mail: eliecerjoavre@hotmail.com

El común de la gente dice: La necesidades la madre de los inventos, pero también se dice:El deseo de diversión y descanso es el padre de los cambios. Además la demanda produce la oferta e incrementa los servicios de todos los matices llegando a crearse unos grandes nichos de esparcimientos que les llaman grandemente la atención ofreciendoalegríasde toda especie que pretende compensar todos los esfuerzos y temores que se tienen al vivir en la mayoría de lugares de nuestra querida y siempre amada nación, lo que ha borrado de la línea del tiempo anual, una época para la reflexión, no unos pocos sino todos a fin de ordenar socialmente las vías por donde transiten nuevamente, quienes se personalizan con la honestidad, la equidad, la solidaridad y otras virtudes, pero principalmente, la moral y la ética.
Disponer un tiempo para pensar en el constitutivo social, ya sea individual, colectivo u obligatoriamente familiar, es una de las soluciones para desactivar la agresividad social, que ha llevado a todos los colombianos a tener mas desarrollada la génesis reptiliana, que los ha llevado a cometer toda la tabla clasificatoria de los delitos, mostrando que su capacidad de lucha espacialretornó a un cerebro desarrollado después de un tiempo por la constante practica irreflexiva de la violencia, en todos los niveles y que continuará su ascenso, sino retornamos a humanizar la comunidad, con un plan de Estado, acompañado totalmente y de manera integral por las fuerzas vivas de la comunidad.
Tampoco es la solución una actitud contemplativa y quejosa sino aquella que parta de hechos reales los cuales analizados se puedan desarrollar acciones que introduzcan en nuestra multiculturalidad principios que impongan a los niños y jóvenes comportamiento de respeto a la vida, a los bienes públicos y privados y a la naturaleza y entonces Colombia será otra Nación, pero que poco hacemos por producir cambios que generen un nuevo atardecer para las nuevas generaciones, pero si contribuimos con la indiferencia pasiva o intencional, las acciones propuestas o impuestas, para eliminar valores que eran los pegamentos sociales que mantenían la unidad familiar.
Esta semana hoy muestra una realidad cambiante y palpable, pero en el trasfondo es mas complejo, teniendo en cuenta que se refiere a la espiritualidad del colombiano que se refleja en su comportamiento frente a su concepto filosófico y practica de una sola vida material y despreciando cualquier posibilidad de gozo en el cielo y en el caso de que exista otra dimensión, ahora y en la otra vida solo sirven al señor del mal.
También se dice: Que el hombre es como es en su corazón. Pero si observamos que los de arriba los de abajo, los del medio, solo participamos en una lucha constante por "Tener" de la manera que sea, no importa que los medios que se usen no sean muy santos, pero los hacemos aparecer legales, para aparentar ante la sociedad y luego vamos al templo, al igual que aquel que lleva a bendecir el alevoso puñal, el arma para asesinar, atracar o secuestrar y en especial la chequera gruesa de los corruptos que robaron los recursos de la salud, de la educación y del desarrollo social y buscan perdón en este mundo porque con seguridad en el otro donde si existe verdadera justicia solo encontraran castigo.
Siempre la Semana Santa ha sido para buscar la puerta estrecha por donde nos comunicamos con lo celestial, por donde la luz nos llega y llena nuestra mente y corazón de la misericordia de Dios, es el momento donde reconocemos y aceptamos que fuimos creados y que somos hijos del Divino Hacedor, que la responsabilidad con el otro universo no es irreal sino una obligación, que la salvación es individual, pero la condena también es individual y por lo que se ve y escucha cada día ya el averno está mas desbordado que nuestras cárceles, pero con seguridad abrirá mas campo para aquellos que no solo no aman al Señor, sino que no se aman así mismo y menos al prójimo.
Como estas son voces solitarias y no escuchadas, solo queda recordar: La salvación es individual y también la condena es individual, para que al paso de nuestras vivencias veamos los engordes de las fortunas familiares, con los dineros ajenos o mal venidos, con los esfuerzos y el trabajo de los empleados, con el robo de las tierras cultivadas por los campesinos, con el saqueo del erario público, cuando veamos los múltiples crímenes pequeños o grandes, entonces recordemos,que siempre existirá una justicia en este universo o en el otro.
Postdata.- Corría presuroso y jadeante por la séptima en dirección a la veintiséis, llovía a raudales, oprimía contra su pecho dentro del saco gris un ejemplar de Cien años de Soledad, era su único tesoro y su único pecado, lo perseguían tres policías de esa entonces cuando se santiguaban dándole varios garrotazos a quienes promovieran la protesta oponiéndose al gobierno.____ ¡Detente hijo de puta costeño, leyendo esa porquería de un revolucionario!
Al fin lo alcanzaron y después de la respectiva garrotera, del concierto de puntapiés y puñetazos, procedieron hacer pedacitos la obra de García Márquez, adornando el sacrilegio con el más florido repertorio de lo obsceno y lo soez de la gendarmería. Después de más de treinta años, parece que una Representante a la Cámara, continúa guardando el legado de quienes en sus mentes solo anidan los cuervos del odio contra quienes aman y luchan por la paz.

Publicidad