La coherencia de las Farc

Columnas de Opinión
Tamaño Letra
  • Font Size

Escrito por:

José Lafaurie Rivera

José Lafaurie Rivera

Columnista Invitado

e-mail: jflafaurie@yahoo.com

Desde Oslo la suerte del proceso de paz estaba echada. Así como no hubo sorpresas en el discurso de Márquez, tampoco las ha habido en La Habana. Las Farc han refrendado la coherencia de una estrategia concebida en 50 años de lucha armada.

De ahí su repudio por el Estado de Derecho, la Constitución o el modelo económico, pasando por el desprecio a la justicia, la negación de la barbarie, la búsqueda de impunidad y tiempos relajados para reconstruir la imagen de "actor político" que les obsequiaron en bandeja de plata. Entre tanto, el Gobierno está en la otra orilla: la incoherencia. Creyó erróneamente que los astros estaban alineados y de tanto pensar con el deseo, quedó atrapado en hondas ambigüedades éticas y políticas. Una burla que cobra un año sin tangibles. Demos un vistazo:

Los tiempos: "La pretendida paz exprés sólo conduciría a la frustración": 10/18/12. "No hay ningún compromiso bilateral, ni en el acuerdo general, ni entre las delegaciones, que ponga un plazo fijo": 10/13/13.

El estatus político: "Somos una fuerza beligerante". "Volvemos a una mesa reconocidos como adversarios militares y políticos. Acompañados y avalados por la comunidad internacional": 9/4/12.

Víctimas, no victimarios: "No hemos hecho sufrir a nadie. Somos víctimas de esta guerra". "Antes que victimarios somos víctimas": 9/22/12.

Sin rendición: "Desmovilizarse es entrega cobarde, rendición y traición a la causa popular y al ideario revolucionario": 10/18/12. "Las armas no se entregarán, desaparecerán, así como aparecieron para enfrentar el asedio de terratenientes, militares y paramilitares" 5/13/13. "Las armas se silencian cuando la voluntad de dispararlas cese. Eso ocurrirá cuando se cumpla lo que estamos llevando a la negociación": 6/16/13.

Por la Asamblea Constituyente: "Estamos en armas porque no acatamos la Constitución vigente". "La Asamblea Nacional Constituyente es la única instancia que puede garantizar legitimidad y seguridad jurídica al proceso de paz": 1/23/13.

Contra el Estado de Derecho: "La paz no significa el silencio de los fusiles. Abarca la transformación de la estructura del Estado y las formas políticas y militares": 10/18/12. "Colombia requiere hondas trasformaciones, sus instituciones están podridas. El Estado ha devenido en garante del enriquecimiento del sector pudiente y en máquina para someter violentamente la inconformidad. Eso debe cambiar": 10/3/13.

Inimputables: "Los tribunales en Colombia no tienen la legitimidad, el decoro, la competencia porque este Estado es un Estado criminal". "Aquí el imputable es el Estado, aquí hay terrorismo de Estado": 4/30/13. "No hemos combatido toda una vida para terminar engrilletados en las cárceles de los victimarios": 3/31/13. "¿Quiénes y con qué propósito amarraron a Colombia en medio de un conflicto al Estatuto de Roma para obstruirle el camino hacia la paz?: 3/31/13. "(Las Farc) no van a pagar ni un día de cárcel": 6/16/13.

Víctimas invisibles: "Quien debe confesar la verdad y reparar a las víctimas son los victimarios atrincherados en la espuria institucionalidad": 10/18/12. "(El marco jurídico para la paz) es un absurdo que pretender colocar en condición de victimario unilateral al movimiento guerrillero, a sabiendas que las víctimas lo son del conflicto" 9/19/13.

Negación del narcotráfico: "No tenemos nada que ver con el narcotráfico": 9/6/12. "Ni los cargamentos son nuestros, ni somos narcotraficantes": 4/1/13.

Ocultando el despojo. "Los predios que se dice arrebatamos (a los campesinos)… (Son una) campaña dirigida a escamotear la necesaria reforma agraria": 2/2313.

Ante esto ¿qué puede hacer el Gobierno? En Cuba no hay dos negociando. Sólo oímos el descarado monólogo fariano, que tiene al Gobierno en un auténtico callejón sin salida que lo llevó a aprobar, sin oficio aparente, un referendo constitucional. No nos llamemos a engaños. Seis meses en el punto agrario y cuatro para el de participación política sin resultados, son suficientes para clausurar el diálogo irracional de sordos.

Más Noticias de esta sección

Publicidad