Los medios y la paz

Columnas de Opinión
Tamaño Letra
  • Font Size

Escrito por:

Juan Galán Pachón

Juan Galán Pachón

Columna: Opinión

e-mail: [email protected]

Los medios de comunicación son herramientas de construcción de los imaginarios de paz. Esto, les impone el deber de hacer un cubrimiento noticioso veraz, bajo el convencimiento de que su narrativa frente a la guerra o a la paz, será guía poderosa de las opiniones y actitudes ciudadanas.

 

Sabemos que el ejercicio del poder político es un escenario cada vez más abierto a la mirada de los medios de comunicación; los mandatarios y sus acciones son constantemente registrados a través de videos, reportajes o fotografías, que permiten conocer detalles sobre la toma de sus decisiones y formar opiniones en favor o en contra de ellas. Esto, convierte a los medios de comunicación en protagonistas de decisiones colectivas y consensos, y les da la posibilidad de incidir en el rumbo de un país.

Ahora, en un contexto de transición hacia la paz, estos puntos se vuelven cada vez más relevantes. Como lo cita el modelo de análisis del profesor Gadi Wolsfeld,  sobre la influencia de los medios de comunicación en los procesos de paz en Israel-Palestina, Suráfrica, e Irlanda del Norte, hay cuatro aspectos en los que los medios de comunicación dentro de un proceso de paz, tienen gran influencia: En la definición de la atmósfera política; la naturaleza del debate, el impacto sobre el comportamiento de los participantes y la  visibilidad pública de los actores de la negociación. Colombia, gracias al reciente proyecto de ley sobre el plebiscito, se enfrentara en pocos meses a masivas campañas de comunicación, en favor o en contra de la refrendación de los acuerdos de paz, alcanzados en Cuba.

Este escenario por el SI y por el NO, se desarrollara a través de programas de radio, debates televisivos y análisis de prensa que esperamos asuman su papel pedagógico, para brindarle a la ciudadanía un panorama completo del acuerdo final para la terminación del conflicto, más allá de convertirse en instrumentos dirigidos por el afán de aumentar el rating, situación que puede causar serios problemas a una sociedad.

Pensar que la libertad de prensa está por encima de cualquier consideración, es equivocado. Este principio de libertad no es un principio absoluto, sino que esta mediado por la responsabilidad social en la función de comunicar y formar opinión y limitado por la obligación de no incentivar la violencia, el delito, o hacer apología de la discriminación y el odio. Esperamos que estas sean siempre las coordenadas que guíen el trabajo de los medios de comunicación en este momento histórico para Colombia.

 

Más Noticias de esta sección

Publicidad