Inequidad Salarial

Columnas de Opinión
Tamaño Letra
  • Font Size

Escrito por:

Tuto Santos Araújo

Tuto Santos Araújo

Columna: La Columna de Tuto

e-mail: [email protected]

Miguel Samper Strouss, se ganó como abogado contratista en la Fiscalía General de la Nación y  por sólo nueve meses la bobadita de $261 millones de pesos, o sea al mes recibía $ 29.000.000. El joven que de seguro debe ser pilo y tener todos los méritos, porque con menos de 30 años se ganó semejante suma y aparte ya había sido viceministro de Justicia. No pasaría nada raro sino fuera porque es hijo del expresidente Samper.

 

Este ejemplo demuestra la inequidad salarial y laboral que existe en el país. Pero vamos a otros altos salarios.

El exmagistrado Manuel  José Cepeda se ganó en contratos en la Fiscalía General de la Nación $551 millones de pesos. Asimismo ha sido muy afortunado en este gobierno, con jugosos honorarios. Además forma parte del grupo de abogados en el tema limítrofe con Nicaragua. Imagino esos ceros a la redonda.

El también exmagistrado Rafael Enrique Ostau, por seis meses,  ganó $121 millones 929 mil 038 pesos. La también exmagistrada Susana Rincón por solo cinco meses devengó $ 174 millones de pesos, al mes recibía $ 38.400.000. El también exmagistrado Néstor Iván Osuna devengó la misma suma de su par.

Los honorables magistrados de las Altas Cortes y los 166 congresistas también devengan altos salarios, sumado a privilegios como carros y escoltas.

El salario mínimo en Colombia, esa con la cual subsisten más de tres millones de compatriotas es de $ 644 mil 350 pesos. En doce meses se ganan menos de ocho millones de pesos.

Recuerdo que alguna vez el exministro de Hacienda reconocido neoliberal Alberto Carrasquilla, propuso bajar el salario mínimo porque según sus palabras es "ridículamente alto" Este señor según denuncias del periodista Daniel Coronell "El 10 de diciembre recibió el encargo de la Cntv de revisar los informes de las bancas de inversión que valoraron la prórroga de los canales privados.

Se tomó menos dos días para entregar su OK y cobrar 16.028.880 de pesos. Unas horas "ridículamente baratas", lo mismo que recibe un obrero por tres años y medio de trabajo"

Estos privilegiados y muchos otros y otras se ganan semejante cifras astronómicas, lo cual refleja  a lo largo y ancho de la nación que hay ciudadanos de primera, de segunda y hasta de décima categoría.

Y también nos muestra la enorme inequidad existente en la nación. En un verdadero Estado de Derecho, unos salarios serían justos para todos pero no excluyentes. Ojalá si se llega a firmar los acuerdos en La Habana, logremos romper este sistema económico neoliberal, donde los ricos son más ricos y los pobres más miserables y en el cual las oportunidades llegan a los privilegiados y no a los olvidados.

Más Noticias de esta sección

Publicidad