El apoyo a Ecuador

Editorial
Tamaño Letra
  • Font Size
Ecuador buscó el apoyo de Colombia para el proceso de adhesión a la Alianza del Pacífico en la cumbre que ambos Gobiernos celebraron en Cali y donde se ratificó los acuerdos entre ambos países hermanos.

La Alianza del Pacifico es una iniciativa de integración regional conformada por cuatro países miembros como son Chile, Colombia, México y Perú, cuatro países en proceso de incorporación, cuatro países asociados y más de 40 países observadores en 4 continentes.

La propuesta de la alianza latinoamericana se dio a conocer en Lima, Perú, el 28 de abril de 2011 a través de la Declaración de Lima. El proyecto fue una iniciativa del entonces presidente del Perú, Alan García Pérez, quien extendió la invitación a sus colegas de Chile, Colombia, México y Panamá, con el propósito de profundizar la integración entre estas economías y definir acciones conjuntas para la vinculación comercial con los países asiáticos de la cuenca del Pacífico, sobre la base de los acuerdos comerciales bilaterales existentes entre los Estados parte; Panamá ha ingresado a esta Alianza en calidad de observador.

Según la Declaración de Lima, la intención de la alianza es alentar la integración regional, así como un mayor crecimiento, desarrollo y competitividad de las economías de sus países, a la vez que se comprometieron a avanzar progresivamente hacia el objetivo de alcanzar la libre circulación de bienes, servicios, capitales y personas

La incorporación de Ecuador a la Alianza del Pacifico, fue uno de los objetivos de la cumbre que encabezó el mandatario ecuatoriano, Lenín Moreno, junto a su colega colombiano, Iván Duque, al frente ambos de sus respectivos gabinetes de gobierno, y en la que también abordaron temas fronterizos, mecanismos migratorios, repatriación de convictos, tráfico ilegal de flora y fauna y otros.

Desde que Moreno llegó a la Presidencia, Ecuador se ha ido apartando progresivamente de la esfera del “Socialismo del Siglo XXI”, más afín a su predecesor Rafael Correa, y tras convertirse en Estado asociado ha pedido la adhesión a la Alianza del Pacífico, grupo formado por Chile, Colombia, México y Perú; Moreno esperaba poder completar el proceso de integración a finales de este año, lo que es ya altamente improbable.

Desde 2012 hasta la fecha se han efectuado siete gabinetes binacionales, que se desenvuelven en un esquema de ejes temáticos en los ámbitos de seguridad y defensa, infraestructura y conectividad, asuntos fronterizos, ambientales, sociales y culturales, económicos y comerciales y Plan Binacional de Integración Fronteriza. En ese sentido, el Gobierno ecuatoriano destaca que en la reunión se revisará la aplicación del Fondo de Desarrollo

Fronterizo y de Reparación Social, que aprueba la ejecución de proyectos en la frontera norte, una zona que había estado durante años sin un gobierno efectivo.

La lucha contra el narcotráfico en 2018 y la llegada de más de un millón y medio de migrantes venezolanos a los pasos en la frontera común han hecho necesaria la aplicación de medidas para devolver la zona a pleno control gubernamental.

En la cumbre, Ecuador también buscó el mejoramiento de la prestación de servicios de emergencia y asistencia médica en salud en zona de frontera; el gobierno ecuatoriano destaca que el fortalecimiento de las relaciones diplomáticas con los países de la región es de alta relevancia.
En desarrollo de la agenda que sea acordada, los dos países continuarán trabajando de manera estrecha y articulada con una visión estratégica y de alto impacto en el propósito de impulsar el desarrollo sostenible, la equidad, la seguridad y el progreso social de sus ciudadanos.

Más Noticias de esta sección

Publicidad