Abren juicio contra Alan Jara por mal manejo de 7,7 millones dólares

Foto: Archivo EL INFORMADOR

Judiciales - Nacional
Tamaño Letra
  • Font Size

Bogotá, 24 abr (EFE).- La Contraloría General de Colombia abrió dos procesos de responsabilidad fiscal al exgobernador del departamento del Meta (centro), Alan Jara, por 21.513 millones de pesos (unos 7,7 millones de dólares) en proyectos que no se ejecutaron en su administración, informó hoy el tribunal de cuentas.

Uno de los procesos, abierto en febrero de este año, está relacionado con los giros efectuados por la Gobernación a favor de la Empresa de Petróleos del Llano-Llanopetrol, para los estudios de la refinería del Meta.

"Sólo en dicho proceso se evidenció un presunto detrimento patrimonial superior a los 9.220 millones de pesos (unos 3,3 millones de dólares)", informó la Contraloría en un comunicado.

La información añade que Jara fue "llamado a responder por el deficiente manejo e inversión de los recursos de regalías transferidos al frustrado proyecto".

Jara proyectó construir una refinería petrolera cuando era gobernador del Meta que jamás pasó del papel pese a que se invirtieron alrededor de 6,2 millones de dólares.

La Contraloría detalló que el otro proceso tiene que ver con la construcción del sistema de saneamiento básico de los centros poblados de Altos de Pompeya y Quenane, en Villavicencio, la capital departamental, por los que el exgobernador ha sido llamado a responder por más de 12.293 millones de pesos (unos 4,4 millones de dólares).

"En este caso, con recursos de la comunidad se pagó por la construcción de un sistema de saneamiento que no pudo entrar en funcionamiento", señaló la Contraloría.

Jara, ingeniero y político, fue designado por el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, como director de la Unidad de Víctimas en julio del año 2016, cargo que ejerció hasta el pasado 1 de agosto de 2017, cuando presentó su renuncia.

El político, quien recibió el Premio Nacional de Paz en 2014, fue secuestrado por las FARC el 15 de julio de 2001 en el municipio de Lejanías (Meta) cuando se movilizaba en un vehículo de las Naciones Unidas, y liberado el 3 de febrero de 2009. EFE

Más Noticias de esta sección

Publicidad