Tres viviendas y un parqueadero fueron sometidas a extinción de dominio

Una de las residencias sometidas a extinción de dominio está ubicada en el barrio Mamatoco.

Judiciales - Local
Tamaño Letra
  • Font Size
Según las autoridades, estas propiedades valoradas en más de 670 millones de pesos estaban ubicadas en los barrios El Parque y Mamatoco, y eran utilizadas para la comercialización de gasolina y acpm.

Tras un trabajo de cuatro meses adelantados por la Policía Fiscal Aduanera del Magdalena en coordinación de la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales, Dian, y la Fiscalía, se logró la medida cautelar de extinción de domino a tres viviendas y un parqueadero ubicados en los barrios El Parque y Mamatoco de Santa Marta.

Las investigaciones señalan que, estas eran utilizadas para el almacenamiento, comercialización y distribución ilegal de hidrocarburos consistente en gasolina y Acpm.
Informaciones suministradas por el comando de la Policía Metropolitana señalan que, con esta acción se golpea las finanzas de las mafias que se abastecían del combustible procedente de Venezuela.

Las labores oficiales hacen parte de la operación ‘Los Tucanes’ adelantada en esta parte del país en donde fueron capturadas 16 personas.

Se supo además, que esta banda se abastecía del combustible de contrabando por intermedio de la organización denominada ‘Las Mulas’ desarticulada a comienzos de octubre del año pasado cuyos integrantes, seis en total, fueron procesados por los delitos de concierto para delinquir y favorecimiento de contrabando de hidrocarburos.

El combustible era traído desde el municipio de Maicao y el corregimiento de Palomino en el Departamento de La Guajira para ser transportado a través de vehículos tipo camionetas y automóviles; los cuales son acondicionados en su interior, modificando sus características originales: sillas y tanques de abastecimiento; de igual forma utilizaban accesorios externos como balas para almacenar gas natural.

Durante el proceso investigativo se pudo determinar que esta organización criminal logró comercializar cerca de 175.981 galones de combustible, obteniendo un ingreso cercano a los 900 millones de pesos.

Más Noticias de esta sección

Publicidad