Yuliana se aferra a una esperanza que poco a poco de desvanece

Yuliana Sanguino junto a sus otros tres hijos, uno de ellos hospitalizado tras padecer una bronquitis, espera muy pronto que su pequeño, Albertico regrese junto a ellos sano y salvo.

Informe Especial
Tamaño Letra
  • Font Size
La angustiada mujer se mostró inconforme por el trato que el gobierno nacional le ha dado al caso de su hijo. La imagen del reencuentro del niño Cristo José la mantiene con la fe de encontrar a su pequeño sano y salvo.

Por Maurys González
Redacción ELINFORMADOR

Con pancartas, globos blanco, y con arengas se realizó la ‘velatón’ organizada en la vereda Tigrera, corregimiento de Minca, jurisdicción de Santa Marta para pedir por el pronto regreso sano y salvo del pequeño Alberto Cardona Sanguino, acto con el que su mamá, Yuliana Sanguino una vez más aferra sus esperanzas de poder estar con él.

En medio de la angustia, la mujer nuevamente clamó al gobierno nacional para que intervenga y poder ubicar prontamente a su pequeño hijo, de quien no se sabe de su paradero desde hace ya 28 días.

“No entendemos cómo es que hay preferencia por algunos caso y para otros no. Lo ideal es que todos estos hechos sean de importancia para el gobierno nacional”, dijo en medio de la tristeza el ama de casa.

Así mismo aseguró que, el reencuentro del niño Cristo José con su familia en el municipio de El Carmen en Norte de Santander en donde había sido secuestrado le dio pie para seguir manteniendo viva las esperanzas de encontrar a Albertico sano y salvo.

“Mi instinto, mi corazón, mi amor de madre me dice que mi hijo está vivo y que lo vamos a encontrar muy pronto sano y salvo. Soy madre y uno en estos pálpitos no se equivoca”, señaló la señora Sanguino.

De igual manera, reiteró que desconoce las causas de la desaparición de su hijo, así como argumentó desconocer si su exmarido tenía problema alguno.

La marcha

Un grupo considerable de niños de la vereda Tigrera y sus alrededores se convirtió en uno de los factores más importantes de la marcha que partió desde la sede de la capilla de la localidad y se extendió varios kilómetros de ida y vuelta, y que fue tomada como mecanismo de rechazo de la extraña desaparición del niño de 6 años.

A la jornada en la que la mayoría de los asistentes se vistieron con camiseta blanca que llevaba la fotografía del menor desaparecido, hizo presencia su familia, personal de la Policía Metropolitana, funcionarios de la Defensoría del Pueblo, además de la comunidad y socorristas de la Defensa Civil incluyendo al camino experto en búsqueda y rescate, Maximus.

La desaparición

Como se sabe, el pequeño Alberto Cardona Sanguino, desapareció junto a su papá, Alberto Cardona, la mañana del pasado 20 de septiembre cuando iban rumbo a la parcela donde residían.

Dos días más tarde, fue hallado el cuerpo sin vida del agricultor, de quien se dijo inicialmente se había ahogado, pero horas después fue confirmado que fue asesinado de un impacto de bala en el tórax, en hechos ocurridos a pocos metros de su lugar de residencia. Desde entonces se desconocen del paradero del niño.

La búsqueda

Inicialmente la búsqueda se extendió por cuatro días y seguidamente fue dejada a manos de los grupos Gaula de la Policía y el Ejército, y se ofreció el pago de una recompensa de 10 millones de pesos que fue aumentada a 60 millones y reactivados operativos para dar con la ubicación del pequeño Albertico, pero horas más tarde, el Brigadier General Fernando Murillo, director Antiextorsión y Secuestro de la Policía Nacional, quien personalmente se puso al frente del caso, hizo el anuncio del aumento a 70 millones a quien entregue información que permita dar el menor.

Más Noticias de esta sección

Publicidad