Comparaciones odiosas pero necesarias

Distrito
Tamaño Letra
  • Font Size
Hace unos días publicamos el estado tan lamentable en el que se encuentran las estaciones de salvavidas ubicadas en la playa de El Rodadero, totalmente desvencijadas, sin doliente alguno.
Hoy mostramos la otra cara de la moneda, un municipio costero como Ciénaga, con una afluencia de bañistas mucho menor que las que se cuantifican en las playas samarias, da ejemplo a esta ciudad sobre cómo deben mantenerse estas estaciones: bien construidas, móviles, con casillero a bordo y sobretodo conservados en el tiempo.

Qué vergüenza que una ciudad que se jacte por ser una potencia del turismo nacional tenga como carta de presentación estos adefesios de estructuras para la temporada vacacional. Ojalá copie el alcalde Rafael Martínez el ejemplo del municipio vecino y no vaya a ser que se le dé reconstruirlas al próximo alcalde para mostraras previo a los Juegos suramericanos de playa.

Más Noticias de esta sección

Próximos Eventos

Publicidad