Continúan las prolongaciones de incapacidades en la ESE

Desde que Romo tomó el cargo, luego de la suspensión por parte de la Contraloría Distrital a Omar Suarez Prasca, el 17 de diciembre, no ha sido posible hacer el empalme como debe ser.

Distrito
Tamaño Letra
  • Font Size
El gerente encargado, Jairo Romo, dio un balance sobre el estado actual de la Empresa Social del Estado ‘Alejandro Próspero Reverend’, que se encuentra sumergida en una crisis y que no se ha podido avanzar a gran velocidad por falta de la presencia de miembros de la directiva de la empresa.

Por: Anayancy Vidal H.
Redacción EL INFORMADOR
Foto: Orlando Marchena.

En ataduras de manos se han convertido para Jairo Romo, actual gerente encargado de la ESE Alejandro Próspero Reverend, las eternas incapacidades de miembros de la junta directiva de esta empresa, quienes desde el 17 y 18 de diciembre hicieron tales solicitudes.

Luego de llegar al cargo como gerente

Desde que Romo tomó el cargo, luego de la suspensión por parte de la Contraloría Distrital a Omar Suarez Prasca, el 17 de diciembre, no ha sido posible hacer el empalme como debe ser.
“Desde el 18 de diciembre encontramos que las personas con las que debía hacer el empalme estaban incapacitadas y comenzando 2019 estas aumentaron, las cuales están en estudio, por eso solicitamos el acompañamiento preventivo de la Procuraduría y Personería del Distrito, al igual que a la Oficina del Trabajo, para oficiar ante el Tribunal de Ética Médica del Magdalena que las incapacidades sean investigadas”.

Los "incapacitados"

El gerente encargado mencionó a estas personas que hacen parte de las directivas que hoy están incapacitadas: Jhony Sininnig, subgerente administrativo y financiero; José García, subgerente asistencial; Keyla Ortiz Montenegro, jefe de la Oficina de Planeación y de la Oficina Jurídica; y José Villalobos, jefe de Almacenamiento. “Me encontré con que todos al tiempo presentaron incapacidades por distintas causas, por lo que no fue posible el empalme”.

Mencionó que lo preocupante es que mientras esas incapacidades subsistan, estas tienen presunción de legalidad, por lo que no puede determinar sanciones próximas.
Llama la atención que las incapacidades vienen de hospitales de otros departamentos y municipios como: Santander, La Loma Cesar, Atlántico y Chibolo. “Esto es una burla para la ciudadanía”.

Consecuencias por no haber empalme

Como el subgerente administrativo y financiero, Jhony Sininng, tiene a su cargo procesos que tienen que ver con el parque automotor de la ESE, hay siete ambulancias que hoy se encuentran fuera de servicio. “Resulta que todas están en talleres de la ciudad. Hace un año, el gerente hoy suspendido por la Contraloría, Omar Suarez Prasca, recibió dos ambulancias por parte de la Secretaria de Salud Distrital y el Ministerio de Protección Social giró unos recursos para que adquiriera dos ambulancias más, es decir, un total de cuatro”.

Es de resaltar que ante la ausencia de estos vehículos, un contratista de Parques Nacionales, quien fue baleado en la noche del lunes en Guachacha, no pudo ser trasladado por la ambulancia del puesto de salud de este corregimiento, vehículo que costó $159 millones y que fue entregado hace un año.

Hoy ninguna ambulancia funciona

Jairo Romo, indicó que el parque automotor está regado por diferentes partes. “Hay una ambulancia que, me dicen, está en Barranquilla, hay una Toyota que se dice que es del hospital pero salió un dueño de un parqueadero que dice que le pertenece porque le hizo mantenimientos y la ESE nunca le pagó”.

Los contratos con las órdenes de mantenimiento de las ambulancias no aparecen porque la tesorera, Yaneth Mercado, también se encuentra incapacitada.
“Todo esto hace parte de un complot para torpedear la administración, esto es un atentado contra la población vulnerable de la ciudad que está demandando personal asistencial e insumos en los diferentes puestos de salud”.
Otra de las irregularidades que el actual gerente mencionó a EL INFORMADOR, son unos contratos para el mantenimiento preventivo de las redes hidrosanitarias del puesto de salud de El Pando por $153 millones de pesos, los cuales, según Romo, no tuvieron ejecución.

Los ajustes

En vista que se eliminó las bolsa de empleo, ahora mismo están contratando directamente el recurso humano, ya que el proceso asistencial con la bolsa de empleo costaba $632 millones y hoy la contratación directa no llega a los $420 millones, es decir, que hay una reducción del 33 por ciento, monto que se quedaba la intermediación.
De igual forma pasa con el proceso de facturación, el cual costaba con la bolsa de empleo $170 millones y hoy sale por $100 millones. “El hecho es que con todos estos ajustes aspiramos a que haya una reducción de 40 por ciento en gastos que le permita a la empresa ir buscando el equilibrio operacional”.

Las primas

El 31 de diciembre se pagaron las primas semestrales que estaban atrasadas y Romo mencionó que para hoy o mañana estarían cancelando las de diciembre.
“No hay ninguna razón para que todo esto haya sucedido sabiendo que hay un giro directo de $1.700 millones mensuales y no se haya atendido para destinarlos en insumos y mantenimiento de la empresa”.
El funcionario recalcó que se hizo un acuerdo con el personal porque la suma solo alcanzó para 80 por ciento del personal y priorizó el asistencial que cubre enfermeras y médicos; el administrativo quedó para finales de febrero.



El puesto de salud de La Paz

Para que entre en funcionamiento el puesto de salud de La Paz, acaban de pagar $84 millones a Electricaribe de una deuda de $340 millones. El contrato de insumos ya está firmado y es probable que pueda entrar en servicio este fin de semana, sólo el área de urgencias

“Ya que estoy arriesgando mi tranquilidad, mi vida, porque aquí hay unos negocios al interior de esta empresa de miles de millones de pesos, muchos intereses políticos y he encontrado todas las dificultades”, dijo Romo.

Más Noticias de esta sección

Publicidad