Dos puntos dejaron a las colombianas sin el oro

Diana Rios quien portaba el nùmero 2 de la selecciòn colombiana de voleibol respondiendo al ataque de las paraguayas, contra quien se disputó la final.

Juegos Bolivarianos 2017
Tamaño Letra
  • Font Size
Dos puntos dejaron a las colombianas sin el oro

Todo un espectáculo deportivo resultó la final disputada por el equipo femenino de voleibol playa, quienes desde comienzos del torneo demostraron no solo porque son merecedoras del favoritismo de la tribuna, sino que tenían la mejor preparación para los Juegos Bolivarianos 2017.


En el primer sets disputado en la arena de las playas de El Rodadero, Yuli Ayala y Diana Ríos de Colombia ganaron 21 sobre 19 puntos a Patricia Caballero y Michelle Valiente de Paraguay; fue así como un set muy parejo comenzó a hacer vibrar a las tribunas que pese al calor y la sensación de humedad de la playa, no se retiraron a sus hogares y continuaron alentando al equipo tricolor quien en cada golpe al balón le ponía más fuerza.

A comienzos del set las paraguayas se impusieron en ventaja, acatando las recomendaciones de su técnico, quien en portugués le daba las indicaciones de como remontar a las atletas colombianas.

Seis para Paraguay, cinco para Colombia; nueve para las guaranís, seis para las locales, y así poco a poco fueron tomando más puntos de superioridad, hasta culminar el segundo set en un 21 para Paraguay y 17 para Colombia.
Fue necesario dar inicio a un tercer set para definir el oro.

En el comienzo del tercer set parecía que el oro sería portado por Yuli y Diana; quienes con seguridad y manteniendo los puntos daban lo mejor de sí en la arena.
El marcador se encontraba 7-7 y de manera inesperada las albirrojas pasaron a superar por dos puntos a las colombianas poniendo el marcador 9-7, dejando atrás al equipo local.
La tensión se mantuvo en cada jugada, los gritos de emoción eran incontrolables, Ríos y Ayala estaban compenetradas y respondían con furia a cada balón que Caballero y Valiente les lanzaban.

Las colombianas llegaron a superar 10-9 y hasta el sol daba paso para que las jugadas se pudieran apreciar mejor, pero un infortunado 12-12 comenzó a marcar lo que sería la plata para Colombia.

En este momento, toda la tribuna se pone de pie, comienzan a gritar a pulmón coreando: “Colombia, Colombia, Colombia…”.
De repente un mal servicio de las colombianas le sirve de delantera y pasan de un 14-13 a un 15-15 y luego a 16-16, para que en un espabilar lleguen las guaranís a un fatal 18-17 dejándolas a un punto del oro. Hasta el último movimiento las colombianas hicieron lo posible por colgarse el oro, pero un punto más le dio a Paraguay con un 19-17 la victoria y la celebración por sumar el oro en el torneo de futbol femenino disputado en las playas del sector turístico de El Rodadero.

Los resultados
En el campeonato de voleibol playa masculina fueron los venezolanos quienes se llevan la presea dorada, en la disputa de dos sets 21-15 y 21-17 contra los temidos Grimalt de Chile.
El bronce fue para la selección colombiana uno Johan Murray, Jorge Luis Manjarres, quien se enfrentaron a sus compatriotas Díaz y Quiroz. El equipo Col 1 derrotó a Col 2 con set de 21-19 y 21-16.

Bronce para Venezuela en femenino
Las duplas venecas Yonnielis y Diana cayeron frente a Agudo y Gabi con una marcada diferencia en el primer set 6-21 y en el segundo 9-21. Norisbeth Agudo y Gabriela Brito se quedan con el bronce para Venezuela.



Fidelidad del público

Desde principios del torneo los colombianos eran los primeros en llegar y ocupar el espacio de tribuna, desde donde a diario se ondeó la bandera de Colombia en señal de apoyo a las selecciones masculinas y femeninas quienes se la jugaron toda dejando en alto el nombre de Colombia en las playas de El Rodadero.



Celebración por doquier

Los venezolanos celebraron cada paso que los llevo al oro, y aunque no tuvieron una nutrida audiencia recibieron el apoyo de sus homólogos vecinos de Colombia, quien quizá por cercanía o por la verraquera que le metieron los atletas en la arena se ganaron la simpatía de los locales.





Publicidad